Historia. "Uno pone una canica en el piso y camina sola”

Alfredo Siu, habitante de una de las torres del edificio de División del Norte 2863 que presenta daños estructurales, es uno de los vecinos afectados en una unidad habitacionales de la colonia Parque San Andrés
20/09/2017
18:00
Gerardo Suárez
Ciudad de México
-A +A

“Nuestra situación no es poco delicada porque obvio ya no me siento tranquilo pero  también se debe entender que hay muchas más personas que tienen una situación de emergencia mucho peor que nosotros”, aseguró Alfredo Siu, habitante de una de las torres del edificio de División del Norte 2863 que presenta daños estructurales.

Y es que desde el mediodía, en las redes sociales empezó a circular que este edificio había colapsado en la colonia Parque San Andrés.

En el lugar hay centenares de voluntariados, gente observando y obstaculizando el paso vehicular.

Alfredo Siu es residente de la Torre A de este edificio. Hay otras dos torres. Estructuralmente las tres tuvieron daño pero la más entera es la A porque la B y la C están acordonadas y la de peor daño es la C.

De acuerdo con un dictamen hecho por ingenieros desde el martes por la noche, horas después de que se registró el sismo en la Ciudad de México, se determinó que el muro que sostiene a las tres torres está en pie, y que los daños estructurales son básicamente en acabados.

“Teóricamente están seguros todavía aún cuando se percibe una inclinación hacia adelante. Uno pone una canica en el piso y camina sola”, explicó desde la esquina Siu porque simple y sencillamente ya no ha podido entrar a su departamento.

Está preocupado, compra un cigarro y mientras lo fuma opinó, desde su punto de vista, que lo mejor para acabar con este caos sería demoler una pared desprendida.

“Por la mañana empezó a juntarse mucha gente por la zona  y tomaron fotos y  llegó a salirse de proporción al grado de que empezaron a subir información falsa a redes cuestiones y esto generó un despliegue desperdiciado que incluía ambulancias, y gente hasta del 911”, precisó el habitante de División del Norte.

Aunque aclaró que no tiene autoridad para hablar como ingeniero, lo cierto es que hay una pared desprendida que es peligrosa.

No obstante llamó a que se le ponga atención a las cuestiones de emergencia en la medida que deben tener.

“También se debe entender que hay muchas más personas que tienen una situación de emergencia mucho peor que nosotros y a veces la multitudinaria gente que opera como voluntariado genera más caos del que debería haber, por lo menos en este caso”, dijo.

 

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS