Congela. ”El frío se siente hasta en los huesos”

Pobladores de la demarcación aseguran que este invierno es uno de los más fuertes que han padecido en los últimos años; algunos hasta han pensado en mudarse a una zona más templada
La helada que se registró durante la noche del lunes congeló hasta llaves y tuberías, sobre todo en la región de la Marquesa, en el municipio mexiquense de Ocoyoacac; se prevé que las bajas temperaturas continúen en los próximos días. (CUARTOSCURO)
31/01/2018
01:07
Gerardo Suárez
-A +A

[email protected]

Los habitantes de las zonas altas de la delegación Cuajimalpa están acostumbrados al frío, pero no a las condiciones de esta temporada que consideraron la más extrema de los últimos años, la caída de aguanieve caló hasta los huesos a algunos vecinos, para la mayoría no fueron suficientes las capas de ropa y cobijas adicionales para protegerse.

Habitantes de zonas como La Pila, Las Cruces y Tantoco resultaron los más afectados por las temperaturas bajo cero que se registraron la madrugada del martes y que continuaron anoche.

“Yo hasta decía que nos íbamos a morir porque estaba haciendo mucho frío, esta es la segunda vez que cae aguanieve y es por ello que hemos estado muy espantados, hace demasiado frío, hace como tres años que no ocurría algo así”, comenta la vecina María Teresa García, habitante de la comunidad de Tantoco.

Tras la helada de la noche anterior, la señora María Teresa prefirió no enviar a sus hijos a la escuela para evitar que se enfermen; mientras que en la zona de La Pila quienes sí enviaron a sus pequeños al colegio tuvieron que regresar, pues las autoridades de los planteles decidieron que era mejor que regresaran a casa.

Al recorrer las calles y parajes, dentro de un entorno boscoso, se observó una capa de hielo o “alfombra blanca” que cubrió arbustos, viviendas, automóviles y calles. Una buena señal para los colonos fue que por momentos salió el sol; sin embargo, anoche se volvió a activar la alerta roja, las autoridades informaron que se espera que la temperaturas baje de uno hasta cuatro grados bajo cero.

“Así como este frío no se había sentido en los últimos años. Casi todos andamos enfermos de la garganta, ahorita me he salvado pero apenas mi esposo y mi hijo se recuperaron porque tenían fiebre y garganta inflamada”, añade la señora Margarita Bautista del paraje San Bernabé, en la colonia La Pila.

El caso de su familia es igual al de muchos habitantes de las zonas altas, la mayoría de escasos recursos, que reportan constantes problemas de enfermedades respiratorias y complicaciones para acudir a algún doctor cercano, por lo que solicitan el apoyo de las autoridades para acceder a medicamentos.

“Esperamos que el clima no siga así porque no sabemos qué hacer. El frío está que no se aguanta, se siente fatal que hasta los huesos me duelen demasiado”, agrega la señora María Teresa García.

La noche del lunes y durante el día de ayer, autoridades delegacionales y del gobierno central repartieron cobijas, lo mismo que algunos ciudadanos, además continuaron las brigadas de vacunación contra la influenza, aplican entre 40 y 100 dosis cada día.

En el paraje San Bernabé, los nietos del señor Marco Antonio Ledesma juegan con el hielo que se juntó en el patio, incluso encuentran un cuaderno congelado.

Abrigado con suéteres y chamarra, don Marco Antonio cuenta que “el frío está tan intenso que sale uno y parece que está encuerado, empiezas a temblar y te castañean los dientes”.

A pesar de la situación los colonos están sorprendidos por la belleza que dejó la caída de aguanieve: el paisaje blanco.

Confían en que pronto las temperaturas aumenten, porque desde noviembre han pasado una de las temporadas invernales más intensas. “Si sigue así nos vamos a tener que ir de aquí, el frío está muy intenso”, afirma doña María.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS