Atacan a tiros a familia afuera de la Cuauhtémoc

Esperaban información de un detenido en el MP; la hija de un comandante falleció en la agresión
Una mujer falleció durante el ataque a tiros afuera de la delegación Cuauhtémoc efectuado por dos jóvenes, de nombres Elías Ezequiel y Rommel Joshua, quienes fueron detenidos al derrapar la motoneta en que huían. (ESPECIAL)
19/09/2017
01:01
David Fuentes
-A +A

[email protected]

Una familia que buscaba información sobre la situación jurídica de uno de sus integrantes, quien fue detenido por el delito de robo agravado el domingo pasado, fue atacada a tiros la madrugada del lunes justo frente al edificio de la Coordinación Territorial Cuauhtémoc 2 de la Procuraduría de Justicia capitalina en la colonia Buenavista.

Según las primeras versiones policiacas, los hechos se registraron poco después de las dos de la madrugada. Las víctimas se encontraban a las afueras del Juzgado Cívico de dicha coordinación ubicada sobre la calle Juan Aldama, entre Mina y Violeta, cuando, dijeron testigos, fueron agredidos por gatilleros armados a bordo de una motoneta.

En el ataque tres hombres fueron lesionados y una mujer murió, identificada como Gabriela, hija de un comandante de la Policía de Investigación de la Procuraduría.

En el lugar los peritos encontraron 14 casquillos percutidos de un arma calibre 9 milímetros. Los atacantes fueron detenidos por elementos de la Secretaría de Seguridad Pública, ya que en su intento de escape derraparon a bordo de la motoneta en que viajaban. Todo quedó grabado en las cámaras de seguridad.

Los agresores fueron identificados como Elías Ezequiel, de 19 años, y Rommel Joshua, de 20, a quienes se les incautó el arma que utilizaron en el ataque, así como una moto Yamaha negra con placas de circulación 8B2YA. Las primeras investigaciones indican que el ataque se derivó de una venganza entre los agresores y los familiares del detenido por robo agravado, quien fue identificado como Francisco, de 36 años de edad.

Las autoridades dijeron que los agresores, originarios de Tabasco, ya habían amenazado a Francisco, pues éste, sin permiso del supuesto grupo delictivo que opera en las inmediaciones de la colonia Guerrero, robaba en todo el sector. Días antes le advirtieron que abandonara esta actividad, pero no hizo caso y entonces decidieron atacarlo a tiros.

En este sentido, trascendió que la hija del comandante de la PDI era una especie de facilitadora; la contrataron para que los familiares de Francisco tuvieran acceso al expediente y ella se encargaría de “ayudarlo” a librar la cárcel

En la agresión resultaron heridos Abraham, de 28 años; Óscar, de 32, y Eder, de 31.

Los lesionados están en calidad de testigos en diferentes hospitales de la ciudad y cuentan con vigilancia policiaca las 24 horas del día, ya que las autoridades temen que la célula criminal que ordenó el ataque intente asesinarlos en el nosocomio. Hasta el momento los sobrevivientes se han reservado el derecho a declarar.

La Procuraduría capitalina inició una investigación interna para encontrar los vínculos de la hija del comandante, de apellido Meneses, que murió en este ataque, con la familia agredida y otros casos en los que aparentemente imputados en el delito de robo obtenían la libertad inmediata al momento de ser presentados ante ministerios públicos de las delegaciones Cuauhtémoc y Venustiano Carranza, principalmente.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS

NOTICIAS DEL DÍA