Arenas Movedizas

Se encuentra usted aquí

ISIS de rodillas e ISIS con buena salud: ¿Realidades paralelas?

28/08/2017
17:48
-A +A
Por primera vez, ISIS ha negociado y acordado públicamente su evacuación de un territorio por haber sido derrotada. El ejército sirio, asistido por la milicia libanesa Hezbollah han comenzado la transportación de combatientes de ISIS desde un enclave que esta agrupación mantenía en la frontera entre Líbano y Siria, hacia territorio interno en Siria. Fue una batalla que duró una semana. En esta ocasión, tocó al ejército libanés y a Hezbollah vencer al “Estado Islámico” y arrebatarle una más de sus posiciones. La historia se ha estado repitiendo tanto en Irak como en Siria. Es decir, esa faceta del ISIS-“estado”-territorial, se ha estado derrumbando como castillo de naipes. Lo que no había ocurrido hasta ahora es una negociación y un acuerdo público de la organización con sus vencedores para salvar a la mayor cantidad de combatientes que le fuese posible. Esa imagen de ISIS sometida, aparentemente contrasta con la que vimos hace unos días en Barcelona o la que se observa prácticamente todas las semanas en muchas otras partes: una red que mantiene gran capacidad de daño en decenas de países. ¿Es ello una contradicción, o es parte de un mismo esquema? Hoy en el blog unas notas al respecto.

 

ISIS como una organización compleja
El primer punto es comprender a ISIS como una organización compleja. ISIS es, por supuesto, una agrupación terrorista, pero, desde su irrupción en la guerra siria (2012-2013) y su posterior retorno a Irak (2014), ISIS no es solo eso, sino un cuerpo más complejo con al menos las siguientes facetas:

a. ISIS como milicia insurgente: una agrupación más dentro de la guerra siria que lucha contra las fuerzas leales al presidente Assad y contra otros actores que participan en la misma. 
 
b. ISIS como ejército con tácticas frontales y con conquistas: Gracias a la alianza de la agrupación islámica con exfuncionarios y exmilitares iraquíes de tiempos de Saddam Hussein, muchas de las tácticas de combate empleadas por ISIS distan mucho de ser tácticas de guerrilla (como ataque y repliegue) y se parecen mucho más a tácticas militares convencionales. Esta característica o faceta es muy evidente durante 2014 y 2015.

c. ISIS como un pseudo-estado que gobierna población y territorios: En esta faceta, ISIS no solo somete a la población, sino que establece la operación de funciones burocráticas, financieras y de resguardo del orden, cual si fuese un gobierno común en los territorios que conquista. Incluso, el Banco del “Estado Islámico” emite su propia moneda de oro y plata que funciona dentro de las ciudades que controla.

d. ISIS como grupo terrorista que comete atentados de manera directa contra civiles tanto dentro de su esfera de influencia cercana –pero en sitios que no controla como Bagdad o Damasco- como en otras partes, por ejemplo, Turquía. Este rubro se refiere a los atentados planeados y operados directamente desde los centros operativos de la agrupación: Siria e Irak.

e. ISIS como una red que incluye filiales, células y atacantes solitarios: Algunos de estos componentes tienen mayor contacto con los centros operativos –contacto que puede ser directo y presencial, o en ocasiones también puede darse a distancia a través de Internet o de grupos de conversación en plataformas como Telegram. Otros de estos actores tienen escaso o nulo contacto con la matriz. A su vez, algunos de los grupos afiliados a ISIS se comportan en ocasiones como fuerzas insurgentes que combaten a los cuerpos de seguridad del país en donde se ubican, como sucede en Egipto, o que pretenden conquistar territorio como en Filipinas, y otras ocasiones, como grupos que cometen actos terroristas clásicos.

 

¿Qué componentes de esa organización se encuentran más afectados?
Considerando esas muy distintas facetas, podríamos ahora mismo afirmar que sin duda los componentes más golpeados de la organización son el a, el b y el c arriba mencionados.

a. ISIS sigue siendo una milicia insurgente, tanto en Siria como en Irak, y, como tal, seguirá combatiendo a las fuerzas de seguridad en ambos países, pero su capacidad en este rubro ha disminuido considerablemente.

b. Es poco probable que le volvamos a ver emplear las tácticas militares frontales al estilo de un ejército como se le vio emplear en el pasado. En otras palabras, estamos retornando a una situación de combate asimétrico (como la que había en Irak en 2011), en la que ISIS privilegiará las tácticas que le observamos entre 2004 y 2011 cuando formaba parte de Al Qaeda: ataques suicidas y asaltos contra cuerpos de seguridad e instancias de los estados iraquí y sirio.

c. Obviamente, la faceta más afectada de la agrupación es su carácter de pseudo-estado. Habiendo perdido el territorio y habiendo dejado de gobernar población, eso que la organización presentaba como su mayor fortaleza, está siendo materialmente despedazado.

d. Hay un daño adicional que puede impactar sobre todos los otros componentes de la red, y éste es el factor imagen, la capacidad de atracción de la organización. Debido a sus pérdidas territoriales, ISIS cada vez menos puede presentarse como “El Estado Islámico” y como la alternativa exitosa para la jihad que era hace un par de años.

 

¿Qué componentes de la red permanecen y siguen mostrando eficacia?
Dicho lo anterior, sin embargo, a ISIS como red, le restan muchos componentes desde donde puede continuar ejerciendo un enorme daño y desde donde puede esperar pacientemente para seguirse fortaleciendo. Señalo algunos:

a. ISIS-Matriz. Operando como lo hizo entre 2004 y 2011, ISIS sigue siendo una de las organizaciones que más cantidad de atentados terroristas comete en dos de los países que más los padecen: Siria e Irak. En algunos momentos, esto se podrá apreciar con menor frecuencia; en otros con más. Pero esas capacidades de terrorismo local y regional, distan mucho de ser eliminadas.

b. ISIS-filiales. Las filiales de ISIS siguen y seguirán operando en muy distintos países –desde Nigeria hasta Filipinas, desde Egipto hasta Afganistán- y esa operación dependerá de en qué medida los diversos gobiernos y fuerzas de seguridad de dichos países vayan teniendo éxito contra esas filiales, y sean capaces de colaborar en el combate no solo a los factores locales, sino a los factores transnacionales de la red. Algunas de estas filiales ya se han convertido –tendencia que continuará- en los focos receptores de combatientes de muchos países que anteriormente iban a parar a Siria e Irak. Asimismo, en la medida en que estas filiales tengan triunfos parciales o totales a nivel local, el aparato de propaganda de ISIS los enmarcará dentro de la narrativa de éxitos de la propia organización, intentando enviar el mensaje de que ISIS sigue conservando su poder de daño (y de atracción para nuevos reclutas).

c. ISIS-células. Como sabemos, cientos de jihadistas que habían llegado a las filas de ISIS en Siria y en Irak, han regresado a sus países de origen. Algunos han establecido vínculos con militantes locales que nunca viajaron a los centros operativos de ISIS. Paralelamente, otras células se han venido conformando con mayor o menor asistencia directa de la organización. Muchas de estas células se encuentran ya trabajando para planear ataques futuros. Algunas de éstas son continuamente desactivadas por diversas autoridades. Otras, como la de Barcelona, simplemente aparecen un buen día, y sus planes no se revelan sino hasta que ya han sido puestos en marcha. En la medida en que los centros operativos de ISIS (Siria/Irak) sigan bajo asedio, el contacto directo con la matriz será menor o inexistente. Sin embargo, mientras otros componentes de la red, tales como las filiales, permanezcan en operación, las probabilidades de comunicación entre las células y alguna rama de la organización, se incrementan.

d. ISIS-reclutas virtuales. Se trata de militantes que son detectados y radicalizados a distancia, a quienes la unidad virtual de la organización monitorea y asiste en la comisión de atentados. Este es el caso, por ejemplo, del ataque terrorista en Niza hace un año.

e. ISIS lobos solitarios o minicélulas. En este caso, podríamos hablar de individuos, o de muy pequeños grupos de individuos (frecuentemente parejas o grupos de familiares) de quienes no se ha detectado contacto alguno con la organización o con alguna de sus ramas. Dos ejemplos de esto ocurrieron en Londres en los últimos meses. Se trata de personas que se van radicalizando a partir de la propaganda de la organización, y otros factores que entran en interacción con dinámicas personales (como lo hemos abordado en otros textos), lo cual les orilla, sin tener preparación, financiamiento o contacto con cualquier parte de la red, a cometer atentados a nombre de o inspirados por ISIS. El Índice Global de Terrorismo indica que 70% de muertes por terrorismo en países miembros de la OCDE son el producto de esta clase de atentados.

 

Así que lo que observamos en estos días son realidades paralelas: ISIS, como milicia y como grupo conquistador, perdiendo la guerra y siendo sometido en Siria y en Irak, pero al mismo tiempo, la red de ISIS mostrando que conserva considerables capacidades para cometer atentados que capturan la atención mediática y que tienen gran potencial para generar miedo, efectos psicosociales y políticos de enorme relevancia.

Twitter: @maurimm  

Arenas Movedizas es un espacio para conversar sobre temas internacionales relacionados con el conflicto, intentando aportar siempre la perspectiva de construcción de paz que a veces tanto nos hace...

Comentarios