aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Agenda fiscal de México en 2010


Viernes 15 de enero de 2010 Alejandro Aceves* | El Universal
Comenta la Nota

asesoria@kpmg.com.mx

El paquete fiscal para el año 2010 representó en todo momento un reto para los diversos actores involucrados: la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, el Poder Ejecutivo y el Poder Legislativo.

Aparentemente existe un consenso en la necesidad de contar con una mayor recaudación fiscal ante la eminente caída de los ingresos petroleros, sumado a la incertidumbre que enfrentará nuestra economía en términos de recuperación a partir de este año.

A pesar de esto, no se propuso al Congreso una reforma fiscal acorde a las necesidades del país. El paquete fiscal presentado consideró una serie de medidas aisladas que proveerán al gobierno federal de los recursos necesarios para su funcionamiento durante 2010, y anticipa las necesidades recaudatorias que surgirán para los siguientes dos años.

Especial atención merecen los siguientes puntos del paquete aprobado por el Congreso:

—El aumento de dos puntos porcentuales en la tasa del Impuesto Sobre la Renta (ISR).

—El aumento de un punto al Impuesto al Valor Agregado (IVA).

—Diversos incrementos en el Impuesto Especial Sobre Producción y Servicios aplicables a las bebidas alcohólicas, las rifas y los sorteos.

—La ampliación de la base gravable para incluir a los servicios de telecomunicación, con algunas excepciones.

—La modificación que sufrió el régimen de consolidación fiscal de las empresas, que limita la temporalidad de los beneficios de este esquema a un periodo de cinco años.

Agenda fiscal

A partir de 2010 los mexicanos nos encontraremos ante un escenario en el que deberemos contribuir hasta con dos puntos porcentuales más en materia de Impuesto Sobre la Renta, dependiendo de nuestro nivel de ingreso. Igualmente el Impuesto Empresarial a Tasa Única verá incrementada su tasa de 17% a 17.5%, situación que así se preveía desde la entrada en vigor de la ley en 2008.

A partir de dicha fecha se presentarán incrementos en tasas que gravan la utilización —y por ende el consumo— de servicios que requieren del uso de redes públicas de telecomunicación concesionadas por el gobierno federal a privados, con algunas excepciones como el caso del servicio de internet. Lo anterior, desde la perspectiva del Impuesto Especial Sobre Producción y Servicios.

Desde el punto de vista del Impuesto al Valor Agregado, se presenta un incremento en la tasa general que va de 15% a 16%, y de 10% a 11% en la aplicable en la zona fronteriza.

El debate sobre establecer un gravamen en materia del Impuesto al Valor Agregado sobre una base general continuará en los próximos meses; establecer un gravamen generalizado en materia de alimentos y medicinas es el punto de mayor discusión. Queda claro que la ausencia de las reformas en esta ley seguirá creando vacíos en la materia.

Al respecto, en una encuesta sobre impuestos indirectos realizada por KPMG el año pasado, muestra la postura que algunos países registran ante el controversial gravamen sobre los alimentos y las medicinas.

Sin duda será importante que nuestros legisladores retomen el diálogo para enfocarse en estos y otros puntos.

Dentro de la discusión, no deberán dejar de analizar la coexistencia del Impuesto Sobre la Renta de las personas morales y el Impuesto Empresarial a Tasa Única, los mecanismos de control y auditoría que permitan la ampliación de la base de contribuyentes, así como la creación de leyes a niveles estatales y/o municipales que permitan a estos organismos recaudar de manera directa impuestos de manera federal, todo esto implicaría necesariamente una modificación al sistema actual de asignación y transferencia de recursos de parte del gobierno federal hacia las entidades.

*Socio de la Práctica de Impuestos de KPMG en México



Comenta la Nota.
PUBLICIDAD