Se enfrascan en acusaciones góber y morenista

Kiosko
Gobernador de Tamaulipas y coordinador de Morena se enfrascan en acusaciones
Ricardo Monreal Ávila. (FOTO: Archivo. EL UNIVERSAL)
04/06/2018
01:56
Corresponsales de EL UNIVERSAL
-A +A

Se enfrascan en acusaciones góber y morenista

Quien, nos dicen, se subió al ring con el gobernador de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca (PAN), fue el coordinador de Morena en el norte del país, Ricardo Monreal. Así, nos detallan, don Ricardo aprovechó los reflectores de una rueda de prensa en Ciudad Madero para pedir que el gobierno del estado saque las manos del proceso electoral, por lo que el mandatario respondió: “Yo le recordaría a él que lo corrieron de la Ciudad de México. ¡Lo corrieron por corrupto! Por eso no fue candidato. Esa no es una presunción, es una realidad. Que no venga a descargar su ira, su impotencia, aquí a Tamaulipas”. Ante ello, nos comentan, el morenista volvió a la carga con un video publicado en sus redes sociales donde exigió que don Francisco demuestre en qué parte y con qué juez u órgano de control está acusado por lo dicho. Incluso, la dirigencia nacional del PAN ya metió su cuchara y condenó estas posturas de encono. Todo indica que la bronca está muy lejos de terminar.
 

¿Obispo le pisará la cola al diablo?

Nos platican que la Caminata por la Paz, efectuada en Cuernavaca, tuvo como objetivo principal enviar un mensaje a la feligresía de que la Iglesia católica tiene dos candidatos al gobierno del estado: Cuauhtémoc Blanco (Morena-PT-PES) y Víctor Caballero (PAN-MC). En ese sentido, nos comparten, el obispo Ramón Castro, férreo opositor al gobierno de Graco Ramírez, fue quien convocó a ambos personajes, quienes no dudaron en participar y con quienes, al parecer, existe el compromiso de arrebatar la gubernatura al perredismo local. De esta forma, nos comparten, el obispo podría estarle pisando la cola al diablo, pues en cualquier momento podría volver a ser investigado por el gobierno federal por su abierto activismo político.
 

Líder y abanderado del PRI, en el ojo del huracán

El candidato del PRI a la gubernatura de Veracruz, José Yunes Zorrilla y el líder estatal de ese partido, Américo Zúñiga Martínez, están en el ojo del huracán al ser acusados por sus detractores de presuntamente negociar posiciones con el gobierno panista, encabezado por Miguel Ángel Yunes Linares. Para muestra, nos cuentan, se encuentra la reciente designación del Comité de Participación Ciudadana del Sistema Estatal Anticorrupción, donde se colaron varios tricolores del grupo político de don José. Sin embargo, esta no es la primera vez que Yunes Zorrilla es señalado por este tipo de pactos, ya que algo similar ocurrió en la conformación del Tribunal Anticorrupción. Algunos, nos dicen, ya aseguran que don José entregó la elección.
 

Descalifican respaldo de panistas a fiscal

Nos cuentan que el espaldarazo que recibió el procurador de Justicia de Guanajuato, Carlos Zamarripa, para ocupar el cargo de fiscal general, por parte de 25 candidatos del PAN a diputados locales y federales, fue vista como una mala estrategia electoral ante el enojo social que existe por la ola de violencia que azota a la entidad. Motivo por el cual, nos platican, el candidato a la gubernatura por la coalición PAN-PRD-MC, Diego Sinhué Ramírez, teme que dicha acción afecte sus aspiraciones, pues ha sido de los pocos en marcar sana distancia con don Carlos.

Mantente al día con el boletín de El Universal