Piden revocar licencia en bar donde mataron a estudiante

El abogado de la víctima afirmó que existe una petición ante la Fiscalía para investigar a quienes manipularon la escena del crimen en el bar Attico de Cuernavaca
Foto: tomada del video
11/11/2017
00:23
Justino Miranda / Corresponsal
Cuernavaca, Mor.
-A +A

La captura del presunto homicida del estudiante Alfredo Israel, la madrugada del 29 de septiembre en el bar Attico de Cuernavaca, no significa la conclusión del caso sino la continuación de las investigaciones contra aquellos que permitieron la huida del autor material y otros que movieron el cadáver del lugar de los hechos, afirmó Enrique Paredes Sotelo, abogado de la víctima.

Paredes, especialista en derecho penal, afirmó que existe una petición ante la Fiscalía para investigar a quienes manipularon la escena del crimen, porque el trabajo de campo arrojó que el cadáver fue levantado de un sito distinto en el que se cometió el homicidio.

El caso cobró mayor relevancia cuando el Comisionado de Seguridad Pública, Jesús Capella Ibarra, identificó al presunto homicida como ‘Oscar Antonio Muñoz Sierra’, de 30 años, e hijo de Leticia Sierra Camacho, actualmente recluida en un penal federal, por delitos contra la salud.

Días después la Fiscalía General del Estado identificó al autor material como Oscar Antonio, “El Negro”, detenido ayer en San José del Cabo, Baja California Sur. 

El supuesto homicida, dijo Capella, esta relacionado con un excolaborador del cártel de los Beltrán Leyva, quien huyó de Morelos pero regresó y se mueve entre la Ciudad de México y la entidad morelense.

Con esos antecedentes el abogado Paredes Sotelo y el Fiscal Javier Pérez Durón pidieron al ayuntamiento de Cuernavaca, gobernada por Cuauhtémoc Blanco, detener las expediciones de licencias de funcionamiento a todos los establecimientos comerciales que no cumplan con los lineamientos.

Paredes afirmó que paralelamente solicitó a las autoridades municipales revocar la licencia al bar Attico pero su petición esta “congelada” por una aparente oposición del regidor Eduardo Bordonave, ya que el abogado del bar es Gibrán Haro, cercano al regidor desde su cargo como dirigente del Partido Socialdemócrata (PSD).

La revocación de la licencia de funcionamiento también fue solicitada por la Secretaría de Gobernación a través de un oficio enviado por la Unidad de Enlace Federal y Coordinación con Entidades Federativas.

De inmediato el ayuntamiento emitió un comunicado para expresar que el alcalde Cuauhtémoc Blanco que después del homicidio “solicitó en tiempo y forma a la Comisión Reguladora para la Venta, Distribución y Consumo de Alcohol, la revocación de la licencia de funcionamiento de este establecimiento.

“No obstante, dicha comisión hasta el momento no ha sesionado ante lo que pudiera constituirse en una omisión, dado la importancia de este tema”, afirma el ayuntamiento.

En Cuernavaca existen más de 2 mil 400 negocios de giros rojos y de estos 44 se abrieron en la gestión del exfutbolista, cuyas licencias fueron aprobados por la Comisión Reguladora para la Venta y Distribución de Bebidas Alcohólicas.

Algunos homicidios registrados en bares de Cuernavaca, en la presente gestión, se remiten al 30 de diciembre en el bar “El dorados” ubicado en la colonia Estrada Cajigal, donde dos personas murieron acribillados.

El 16 de enero de este año una mujer falleció al recibir un disparo mientras se encontraba en el bar “El ATorón” en la avenida Plan de Ayala. El 12 de mayo un joven de 27 años murió al recibir un disparo en la cabeza al interior del bar “Cocktail” ubicado en la colonia Esperanza y el bar Attico se sumó a la lista con la muerte de un joven de 23 años de edad.

Este antro inició en 2007 y a lo largo de los años cambió de nombre pero conservó el mismo giro. Antes fue Krishna, Placard, Shiva y Ahma discoteque.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS