Mueren 5 por inyección ilegal en la Cañada

Un hombre que se hizo pasar por médico los engañó y les aplicó supuesta vitamina: SSO
Las inyecciones, a base de dexametasona y presunta vitamina, provocaron abscesos y lesiones en el cuerpo de los pacientes (ESPECIAL)
20/11/2017
03:25
Lizbeth Flores/Corresponsal
Oaxaca de Juárez
-A +A

Cinco pobladores de Mazatlán Villa de Flores y San Isidro Zoquiápam murieron tras ser inyectados por un individuo que se hacía pasar por médico de Huautla de Jiménez, en la región de la Cañada de Oaxaca.

 Sin embargo, el secretario de Salud de Oaxaca (SSO) reconoció sólo un fallecimiento y 14 personas hospitalizadas, mientras que fuentes de la Fiscalía General del Estado (FGE) informaron que van dos decesos.

La doctora de brigada de la Unidad Médica Número 7 “Mazatlán Villa de Flores”, de los Servicios de Salud de Oaxaca, Gabriela Villalobos Muñoz, informó vía telefónica que durante el 5 y 6 de noviembre, un hombre engañó a unas 15 personas para inyectarles supuestamente una vitamina con dexametasona, lo que habría provocado la muerte de cinco.  Los otros 10 pobladores afectados —entre ellos un niño de un año y siete meses, así como un adolescente de 16 años con discapacidad intelectual— se encuentran recibiendo atención médica en hospitales de Cuicatlán, Huautla de Jiménez y Teotitlán de Flores Magón. Su estado de salud se reporta grave. 

En entrevista, Villalobos Muñoz indicó que el primer fallecimiento ocurrió el 10 de noviembre y se trató de un adulto mayor, los otros cuatro murieron al día siguiente y el jueves 16 del mismo. 

La aplicación de inyecciones sucedió mientras los auxiliares médicos de las comunidades de la Cañada recibían capacitación en la capital de Oaxaca.

 Por estos hechos, las autoridades locales y familiares de las víctimas interpusieron denuncias penales para que la Fiscalía General de Justicia investigue los casos y deslinde responsabilidades; no obstante, el titular de la dependencia, Rubén Vasconcelos Méndez, también mantiene hermetismo sobre el caso.

El titular de los Servicios de Salud de Oaxaca, Celestino Alonso Álvarez, sólo reportó el fallecimiento de una persona, cuyas causas de muerte se investigan. 

La dependencia reportó el sábado que se trata de 17 casos de “intoxicación”, por lo cual se desplegó una brigada de la Unidad de Inteligencia de Emergencias en Salud (UIES), para determinar las causas. Añadió que los primeros cuatro pacientes llegaron el 8 de noviembre al hospital de Cuicatlán y “que presentan abscesos en glúteo, uno de los cuales se encuentra en choque séptico”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS