Familiares buscan en Semefo y Cereso de Guerrero a desaparecidos

Acusan abandono por parte del gobierno a trabajadores del Servicio Médico Forense
Familiares buscan en Semefo y Cereso de Guerrero a desaparecidos
La caravana está integrada por unos 80 familiares de personas desaparecidas de Guerrero, Morelos, Tamaulipas, Coahuila y Veracruz, entre otros estados (ANWAR DELGADO. EL UNIVERSAL)
13/03/2018
03:47
Arturo de Dios Palma
-A +A

Chilpancingo.— La Tercera Caravana de Familiares de Personas Desaparecidas buscó ayer a sus seres queridos en la cárcel local, en el Servicio Médico Forense (Semefo) y en el Panteón Ministerial Forense.

Este lunes fue el tercer día que el colectivo realiza actividades en la capital de Guerrero. El primer punto fue el Centro de Readaptación Social (Cereso), donde sólo se permitió el ingreso a dos grupos de 15 personas en una visita de tres horas.

La caravana está integrada por unos 80 familiares de personas desaparecidas de los estados de Guerrero, Morelos, Tamaulipas, Coahuila, Sinaloa y  Veracruz, entre otros.

Lucía López, coordinadora de la Caravana, explicó que el propósito de entrar al penal fue verificar que ninguna de las personas que buscan está presa, así como preguntarle a los reos si vieron o conocieron a alguno de los desaparecidos.

Indicó que platicaron con algunos reos, quienes se mostraron participativos ante la búsqueda y reveló que al interior del penal encontraron a dos “posibles positivos”, es decir, indicios de personas que están buscando.

López explicó que uno de los presos les dijo que en 2014 había visto en otro penal a una de las personas que están buscando, un año después de que fue reportado desaparecido.

El segundo punto que visitó la caravana fue al Semefo, donde antes de ingresar, el coordinador del lugar, Alejandro Toris Díaz, explicó a los familiares los mecanismos y el procedimiento que se sigue para la identificación de los cuerpos.

Indicó que actualmente en el Semefo de Chilpancingo hay 260 cuerpos resguardados, aunque reconoció que a ninguno de ellos se le ha realizado su perfil genético para que pueda ser identificado, debido al rezago que hay desde administraciones pasadas.

A la salida del Semefo, Lucía López describió que las cámaras de refrigeración del lugar no cuentan con la temperatura adecuada y que el personal del Semefo les informó de la falta de personal y de recursos, pues sólo hay un perito y en las tres unidades del Semefo de Guerrero hay casi 700 cuerpos.

“Ellos [los trabajadores del Semefo] creen que es contra ellos la molestia y no es así. Nosotros entendemos sus carencia, el problema es del gobierno que no les da el apoyo suficiente. Es urgente que los apoyen, que haya más identificaciones”, dijo la coordinadora de la caravana.

“Nosotros nos vamos [del Semefo] con mucha impotencia porque no es posible que no tengan la información. Es mucho coraje el que sentimos, las instalaciones están pésimas y los olores salen por donde sea”, lamentó Lucía López.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS