EU colabora en la búsqueda de James, el niño con autismo

El menor llegó a la frontera la semana pasada para vivir con su papá, pero escapó
Un equipo especializado en rescate e investigación, proveniente de Estados Unidos, arribó este viernes para apoyar en la búsqueda del menor, de origen estadounidense. Se trata de seis personas y dos elementos caninos. (CUARTOSCURO)
27/01/2018
02:55
Luis Fierro / Corresponsal
Chihuahua.
-A +A

Al cumplirse cinco días de la desaparición de un niño de siete años que padece autismo, este viernes arribó a Ciudad Juárez un equipo especializado en búsquedas proveniente de Estados Unidos, a la par llegó a la ciudad la madre del menor, quien se encontraba en Washington y no había podido viajar por falta de recursos.

James Martin Camacho Padilla, originario de EU, llegó a la frontera la semana pasada para vivir temporalmente con su papá, pero la tarde del domingo escapó de los cuidados de su abuela, abandonó la casa en que se encontraba y desde entonces se desconoce su paradero, a pesar de que cientos de elementos policiacos y voluntarios lo han buscado de forma incansable.

“El presidente municipal en funciones, Alejandro Loaeza Canizales, confirmó que se trata de seis personas y dos canes, que colaborarán en las acciones emprendidas por la Secretaría de Seguridad Pública, la Procuraduría General de la República, Border Patrol y ICE (Migración de EU)”, informó el ayuntamiento.

La búsqueda se ha extendido principalmente a lo largo del río Bravo, pues la vivienda de la que se ausentó se localiza cerca de la línea fronteriza, además, el martes fueron encontrados sus zapatos a unos metros de la orilla; sin embargo, también otros equipos hacen tareas de localización tanto en la zona centro como en otras colonias de la mancha urbana.

Cinco buzos profesionales de la Dirección de Protección Civil se sumergieron en varios canales de aguas negras, en los que perros entrenados pertenecientes a Texas Search & Rescue detectaron posible presencia de restos humanos; sin embargo, tras varias horas de búsqueda no lograron hallar ningún indicio.

La madre del menor, Teirasa Mower, viajó a Juárez desde Washington, ya que, según declaró a una estación de radio desde el martes que se enteró [cuando el niño tenía ya 48 horas ausente], no había podido reunir el dinero para costear el avión. La mujer estadounidense dijo ser indigente, y que había entregado a James a su padre —de origen juarense— por no poderlo mantener.

Teirasa fue citada en la Fiscalía estatal, en el área de Personas Desaparecidas, donde rindió declaración durante aproximadamente tres horas. La mujer confirmó que James prácticamente no habla español y que incluso se le dificulta mantener una conversación en inglés.

Este viernes participaron en las tareas de búsqueda 80 policías municipales, agentes estatales, y decenas de voluntarios, además de un helicóptero y varias lanchas.

La fiscalía dijo que se está investigando el entorno familiar de James, y contrastando las versiones proporcionadas por sus padres, como parte de los protocolos que se aplican en este tipo de casos. Se estima que el menor salió del domicilio el domingo alrededor de las 16:00 horas, pero el reporte de desaparición fue interpuesto hasta las 02:00 horas del lunes, confirmaron las autoridades.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS