Denuncian que pese a que alcaldesa en Morelos fue destituida sigue en funciones

La alcaldesa de Temoac, Edith Cornejo, y su tesorero, José Cruz Vinezas, fueron destituidos desde semanas atrás por incumplimiento de pago a tres ex trabajadores que ganaron una demanda por despido injustificado
08/03/2018
19:11
Justino Miranda / Corresponsal
-A +A

Cuernavaca, Mor.- La alcaldesa de Temoac, Edith Cornejo Barreto, y su tesorero José Cruz Vinezas Olivar, fueron acusados de usurpar funciones al ser destituidos por el Tribunal Estatal de Conciliación y Arbitraje (TECA) desde semanas atrás por incumplimiento de pago a tres ex trabajadores que ganaron sus juicios.

Así lo expusieron los abogados Pedro Martínez Bello y Marco Antonio Sotelo Salgado, representantes legales de José Miguel Domínguez, Leonel Aragón y Alberto Baranda, quienes desde 2012 iniciaron su demanda por despido injustificado.

A decir del litigante Martínez Bello, el Tribunal resolvió a favor de los ex trabajadores y ordenó el pago correspondiente, que entre los tres suman 3 millones de pesos, sin embargo al negarse a cumplir el resolutivo, Vinezas Cruz fue destituido el pasado 31 de mayo, orden que a pesar de que fue notificada de manera personal al tesorero y al cabildo, no se cumplió.

La orden de destitución de la edil Cornejo Barreto se emitió el pasado 20 de febrero porque, explicó el litigante, incumplió el acuerdo signado de los pagos fraccionados a los afectados.

“Buscamos a la presidente para lograr el cumplimiento del juicio que fue con resolutivo en contra al ayuntamiento, insistimos para que previo a la sentencia de destitución cumpliera con el mandato legal pero no hubo resultados favorables”, detalló.

El abogado recriminó que a pesar de que ambos funcionarios municipales fueron notificados de manera personal y a través del cabildo, ni el TECA ni el municipio acataron la ordenanza judicial, tanto del pago como de la destitución.

“El Tribunal está obligado a que por los medios legales que sean necesarios, se acaten sus resolutivos, pero observamos un desentendimiento de la propia autoridad, pareciera que hace marcadas diferencias entre los afectados ya que en algunos casos es muy riguroso en el cumplimiento de sus resolutivos y en otros es muy laxo”, criticó.

A lo que se enfrentan ahora ambos funcionarios es una denuncia por usurpación de funciones porque, puntualizó Martínez Bello, ambos siguen en el ejercicio de sus funciones, firmando documentos y en la toma de decisiones del municipio más pobre del estado de Morelos, que se ubica al oriente del territorio estatal.

afcl

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS