Cirujano sin empleo le "devuelve" la mano a ex rector de Tabasco

El procedimiento quirúrgico fue llevado a cabo por un equipo de siete médicos encabezados por dos cirujanos, uno de ellos actualmente sin trabajo
Aunque los especialistas califican como exitoso el injerto, tienen que pasar 28 días en espera a fin de que no se presente ninguna complicación y pueda comenzar el proceso de rehabilitación (Foto: Especial)
02/05/2018
20:03
Leobardo Pérez y Luma López
-A +A

Un equipo de siete médicos encabezados por dos cirujanos, uno de ellos sin empleo, realizó el primer reimplante de mano en Tabasco. La cirugía se le practicó al ex rector de la Universidad Popular de la Chontalpa, Ramón Figueroa Cantoral, quien fue atacado por cuatro delincuentes, que le amputaron la extremidad.

Aunque los especialistas califican como exitoso el injerto de la mano izquierda al catedrático, tienen que pasar 28 días en espera, a fin de que no se presente ninguna complicación y pueda comenzar el proceso de rehabilitación.

A través de unos videos proporcionados por los cirujanos, se puede observar parte del procedimiento quirúrgico que se realizó al ex rector el mismo domingo por la noche, después que fue atacado por cuatro sujetos en la carretera Villahermosa–Teapa, cuando una ponchadura de un neumático de su camioneta lo obligó a detenerse en medio de la oscuridad y como no llevaba dinero en efectivo para darles los delincuentes, optaron por amputarle la mano.

El procedimiento quirúrgico fue realizado en un hospital privado y estuvo a cargo del cirujano, José Aguilar Romero, un médico que en la Ciudad de México quien ya había logrado con la técnica de microcirugía la recuperación de la mano de un joven el pasado 15 de septiembre del 2017.

En entrevista, el especialista relató que el grado de complejidad de esta intervención es muy amplio y tuvo una duración de aproximadamente nueve horas. 

mano_exrector.jpg

Afirmó que el éxito radicó en los cuidados que se tuvieron con la mano, minutos después que los delincuentes se la amputaron al ex rector.

“La población tiene que saber lo que se debe hacer en caso como estos, cuando una persona pierde una extremidad, un dedo o la mano; saber cómo actuar de manera inmediata, que en este caso fue lo que valió la pena y por lo que se pudo conservar la extremidad”, explicó.

El médico cirujano, quien actualmente no tiene un empleo y está en espera de que se presente una oportunidad laboral, explicó lo que tuvieron que hacer para poder salvar la mano al ex rector de la UPCH.

“El caso de este paciente es una carpectomia de la primera fila del carpo y se hace una fusión con el resto del radio; se centraliza la mano para una forma anatómica y se fija con un apartado ortopédico, que es un fijador externo. Se usaron clavillos de fijación y probablemente sea suficiente para que haga una artrodesis, que es una fusión de la muñeca”, indicó.

Y agregó: “La complejidad es que es un procedimiento de microcirugía y de reconstrucción de una extremidad, entonces hay que ir poco a poco; localizar los vasos sanguíneos primero, perneabilizarlos y hacerle la anastomosis, que médicamente es el término que usamos para conectar los vasos sanguíneos. El término medico es un reimplante de mano que se hace con una técnica de microcirugía”.
 

Artículo

Asaltan y amputan mano de ex rector de universidad en Tabasco

Ramón Figueroa Cantoral viajaba al municipio de Teapa cuando tres sujetos intentaron quitarle sus pertenencias, pero como no traía dinero, los delincuentes los agredieron con un machete
Asaltan y amputan mano de ex rector de universidad en TabascoAsaltan y amputan mano de ex rector de universidad en Tabasco

Participaron en esta cirugía un equipo de siete personas: tres cirujanos de mano, dos médicos, un anestesiólogo y el equipo de enfermería, afirmando el especialista que hasta el momento todo va bien y esperan en dos días más darle de alta al ex rector.

Al médico José Aguilar Romero lo contactó un familiar del catedrático, Ramón Figueroa Cantoral, y de inmediato se trasladó de Pichucalco, Chiapas, en donde se encontraba hasta la ciudad de Villahermosa, y junto con el cirujano Héctor Palomino, quien es el jefe de traumatología del Hospital de alta especialidad, Gustavo Antonio Rovirosa, estuvieron al frente del reimplante de mano, el cual es la primera que se realiza en el estado y el cuarto en el país. Antes ya se había logrado una en Monterrey, Nuevo León y dos en la Ciudad de México. El costo aproximado es de 500 mil pesos.

“Es importante porque aunque no tenemos bien registrado el dato sabemos que en Tabasco es la primera cirugía de reimplante exitoso que se realiza”, contó el médico José Aguilar Romero.

afcl

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS