Circo a la mexicana, con música ligera

Zendra Tabasco se suma a los artistas del Circo del Sol que homenajean a Soda Stereo
Cuenta que hubo quien quiso meterle miedo para no actuar en el Circo del Sol. (SEP7IMO DÍA)
27/08/2017
00:11
Alma Olivares
-A +A

Clínica de Periodismo

El Circo del Sol llegará a nuestra tierra con un peculiar sabor: el mexicano. Una oriunda de nuestro país, cuya especialidad son las artes circenses, Zendra Tabasco, se ha subido a la tarima del espectáculo que lleva por nombre SEP7IMO DÍA, para darle sazón azteca a un show que promete causar furor entre los fieles seguidores de la legendaria banda de rock Soda Stereo. La actriz se suma a levantar el telón del Palacio de los Deportes en una majestuosa muestra de despliegue físico de artistas de diferentes nacionalidades que usan de inspiración el reino musical de la mítica agrupación argentina en un homenaje único en su tipo.

Zendra Tabasco, ha acaparado miradas dentro del escenario al protagonizar un número en cual se conjuga una “disciplina muy personal y un poco extraña” (como ella misma lo califica) que le permite realizar la técnica ancestral circense de la suspensión capilar en donde su cabello se transforma en el soporte poético de una proeza corporal asombrosa.

En entrevista, Zendra aseguró para este diario que para ella significa una oportunidad de conocer diferentes públicos y de descubrir un nuevo mundo a través de música legendaria y las pinceladas de circo que sólo sabe plasmar el Cirque du Soleil.

Llegar a incorporarse a una producción de este calibre no ha estado exento de retos para nuestra connacional, pues “suele ser fluctuante la situación económica a la que te puedes enfrentar al perseguir tus sueños, eso te orilla a encontrarte a veces arriba y a veces abajo en la vida, pero es un precio que vale la pena pagar”.

“Creer en mí misma a pesar de que los demás no estén de acuerdo con mis metas o que incluso me hayan querido meter miedo es lo que me ha llevado a estar en donde estoy y me gustaría ver a más mexicanos que se atreven a hacer lo que les gusta, a no agachar la cabeza. Lo imposible siempre puede ser posible, es el mensaje que espero que los mexicanos reciban al verme actuar”, afirma.

La tabasqueña confesó para este medio que en ningún momento se ha sentido discriminada por sus compañeros debido a su nacionalidad.

“Me siento tan diferente como diferentes somos todos los seres humanos; soy distinta como lo es mi compañera Yuka que nació en Japón o Derek Broussard que tiene la capacidad de aguantar hasta cinco minutos sin respirar bajo el agua… en ese sentido, todos somos distintos, únicos y a la vez compartimos características que nos unen”.

Para presentar su acto Luna roja, la acróbata se prepara físicamente con ejercicios de yoga, yengar y pilates. SEP7IMO DÍA aterrizará el 28 de noviembre en la Ciudad de México después de presentarse el 19 de octubre en Monterrey y en Guadalajara el 8 de noviembre.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS