En México la alternancia no funciona: Saúl Hernández

No somos un país democrático, considera el vocalista de Caifanes; sigue existiendo un abismo entre la sociedad y el Estado
En México la alternancia no funciona: Saúl Hernández
Saúl Hernández Vocalista de Caifanes (CORTESIA BIKO RECORDS/ OLGA LARIS)
06/12/2017
03:50
Cynthia Talavera
Ciudad de México
-A +A

[email protected]

“La alternancia funcionaría si fuéramos un país democrático, pero no lo somos, yo no lo veo”, opina Saúl Hernández, vocalista de Caifanes, sobre el sistema político en México.

Para el cantante, el país vive una etapa confusa por la lucha de poderes y problemas como el narcotráfico y la corrupción. Aunque se define como un hombre de izquierda, considera que esta ideología política en México se ha fracturado y aún no hemos aprendido a ser unidos para lograr un bien común.

Gráfico

2018 Reflexiones

Los personajes más destacados en diferentes ámbitos son reunidos por EL UNIVERSAL en este mosaico de voces para abordar, desde diferentes perspectivas, el proceso electoral que nos espera en 2018.
2018 Reflexiones2018 Reflexiones

“La izquierda puede llegar a hacer eso (lograr un bien común), pero ha habido una ruptura interna que no se ha logrado sanar. Hay gente muy valiosa (en esa izquierda). Estoy seguro que hay gente que realmente quiere llevar las cosas por lo menos con un orden más viable y positivo”.

Como parte de un ejercicio Reflexiones 2018, rumbo a las elecciones presidenciales del próximo año, EL UNIVERSAL ha preguntado a figuras políticas, culturales y artísticas su sentir sobre el panorama en nuestro país de cara a los comicios de julio.

Saúl Hernández es líder de una de las bandas emblemáticas del rock en Latinoamérica. Con sólo cuatro discos de estudio, Caifanes se convirtió en un grupo de culto. Vendió 300 mil copias de su primer EP y llenó dos noches consecutivas el Auditorio Nacional, en 1989, algo que nunca antes había conseguido una agrupación de rock. Repitió la hazaña con un concierto en el Palacio de los Deportes abarrotado y en 1995 abrió los conciertos de Rolling Stones en la Ciudad de México.

Se cumplirán 18 años de la elección de 2000, cuando por primera vez se dio la alternancia en la presidencia. ¿Cómo llega México de cara a la próxima elección?

Llegamos a una etapa muy confusa, no veo un camino claro, veo más bien una lucha de poderes entre partidos, sin una propuesta de reforma para el país. Sigo viendo un abismo muy grande entre el Estado y la sociedad y mientras ese abismo exista, vamos a estar así. Estamos siendo atacados desde diferentes frentes: por un lado toda la historia del narcotráfico, por otro lado toda la historia de la corrupción, por otro lado a políticos que están en ambas cosas y por otro lado yo diría que la falta de sensibilidad de nuestros políticos de realmente acercarse a la gente.

Creo que no hay ahora mismo un político que realmente pregunte qué es lo que quieres en tu vida, si estás bien, si estás feliz. Nosotros como sociedad añoramos cambios, necesitamos muchas cosas, no veo eso en el entorno político en México. Veo todo muy cuadrado, nuestra política necesita una renovación.

¿Crees que la alternancia política le dio un nuevo rumbo al país?

Falta un pensamiento más profundo como sociedad porque hablamos mucho de las necesidades o de los cambios que uno podría querer del gobierno, pero uno también tiene que participar. Estamos hablando de una alternancia, queremos un mejor gobierno, mi pregunta también sería ¿estamos preparados para un buen gobierno? Creo que ésta es una simbiosis, vamos a trabajar juntos, tú me ayudas y yo te ayudo.

Somos una sociedad que nos atacamos mucho todavía, no respetamos y eso se ramifica en muchas acciones en nuestra vida como comunidad. No debemos sólo soñar que solamente unas elecciones presidenciales lograrían un cambio, que es muy importante, pero es que también la corrupción es muy grande, todo está muy corrompido. Te desilusiona ver finalmente cómo tu voto puede servir, pero va a servir a quien lo vaya a poder aprovechar.

¿Qué características debería tener el próximo presidente del país?

La intención de realmente acercarse a la gente, tener apertura intelectual y sensibilidad política. El camino que estamos llevando no es el adecuado y debe aceptarlo y tener la entereza de cambiarlo. Va a ser difícil el paquete para el nuevo presidente porque están todos fraccionados, hay mucha desilusión. Hay mucha violencia y, sobre todo, creo que la confianza está completamente dañada y es muy difícil recuperarla.

Es el momento de ya no dar un paso atrás y por eso insisto en que si llega un político que tenga esta sensibilidad, entrará en una dinámica de comprensión, de credibilidad y de empezar a trabajar una confianza hacia la sociedad.

¿Consideras que la elección presidencial realmente sea un motor de cambio en el país o cómo se tendría que dar ese cambio?

Debemos partir de un trabajo en conjunto, lo tenemos que hacer todos, no sólo el presidente, no sólo la sociedad con la intención de ir cambiando. Tenemos que hacer a un lado los moldes e ir a la esencia que mostramos ahora con los sismos, que fue impresionante, un ejemplo de unidad, de civismo, fuerza, amor.

En el momento en que empecemos a ser menos Méxicos y seamos un solo México, eso nos va a ayudar muchísimo.

Artículo

Caifanes, un reclamo social en el Zócalo

Los integrantes de la banda alzaron la voz durante su concierto en el Zócalo capitalino para reclamar justicia para las víctimas de la violencia en el país
Caifanes, un reclamo social en el ZócaloCaifanes, un reclamo social en el Zócalo

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios