María Elena Marqués, la actriz que se retiró por miedo al sexo

La figura de la Época de Oro dejó joven los escenarios, no quería llegar a actuar de abuelita
FOTO: Archivo EL UNIVERSAL
12/10/2017
00:02
Redacción
Ciudad de México
-A +A

Decidida a no regresar para hacer el papel de abuelita junto a una nieta que enseñara la tanga, fue que la actriz mexicana María Elena Marqués se retiró de los escenarios a temprana edad, luego de haber participado en más de 50 películas.

María Elena, figura de la Época de Oro, nació el 14 de diciembre de 1926, actuó con grandes del cine como Jorge Negrete ("Así se quiere en Jalisco"), Mario Moreno "Cantinflas" (Romeo y Julieta), Arturo de Córdova ("Cuando levanta la niebla") y Pedro Armendáriz ("La Perla") .

Su primera película fue “Dos corazones y un tango” (1942) donde actuó junto al tanguero argentino Andrés Falgás, también compartió crédito con María Felix en "Doña Bárbara".

En 2010, EL UNIVERSAL informaba de lo que sería su última aparición en público, durante la develación de la placa de "Los Monólogos de la Vagina".

"Es la última vez que me verán en persona. Acepté venir sólo porque tengo una relación de mucho cariño con Lilia Aragón, quien actúa en esta obra", dijo en aquella ocasión.

La actriz, de primoroso rostro, reveló en la rueda de prensa el motivo de su prematuro retiro luego de filmar "La llorona" en 1959.

"Por miedo al sexo y a la violencia en las películas. Yo me retiré muy guapa y Arielada, por eso mismo no me gustaría regresar. Uno nace con la belleza que Dios le da y muere con la que uno merece", dijo.

A la pregunta de entonces sobre un posible regreso a la actuación, María Elena respondió con una tajante negativa.

"¡No! ¿cómo crees? Yo no aceptaría hacer el papel de una abuelita con una nieta que enseña la tanga. No lo haría por respeto a mi propia familia", confesó.

María Elena estuvo casada con el actor Miguel Torruco, galán de cintas mexicanas y con quien tuvo dos hijos, Marisela y Miguel.

Además de su quehacer como actriz, Marqués se dedicó a la música y a la política, fue diputada federal y presidenta de varios consejos nacionales del Partido Revolucionario Institucional (PRI); al momento de morir, el 11 de noviembre de 2008, era presidenta del área de jubilaciones de la Asociación Nacional de Actores (ANDA).

En su última presentación pública, antes de irse, y a manera de despedida, la actriz dijo: "Juro por Dios que sufro mucho cuando aparezco en público".

rad