Las mujeres que cimbran Hollywood

Las denuncias por acoso contra Harvey Weinstein son la punta de un iceberg que ha hundido a varios
El productor niega las acusaciones por violación. (CLASOS)
23/12/2017
04:20
Janet Mérida
-A +A

Este 2017 será recordado como el año en el que explotó en Hollywood el escándalo sexual más importante en la historia del entretenimiento de Estados Unidos y que tuvo impacto mundial. Actores y actrices con los que el público se identifica a trávés de la pantalla —entre ellas Angelina Jolie, Ashley Judd, Cara Delevingne— rompieron el silencio respecto al acoso que vivieron por el fundador de Miramax, Harvey Weinstein.

La más reciente fue Salma Hayek, quien relató al New York Times cómo se negó en varias ocasiones a tener encuentros sexuales con el “monstruo” a raíz de la película sobre Frida Kahlo.

El comunicador René Franco recalcó que esta no es la primera vez que se hacen denuncias de este tipo en EU, sin embargo, la posición de las denunciantes en la industria generó el efecto internacional. “Son personajes de alto impacto. Harvey ha trabajado con todo Hollywood, la diferencia estriba en que en esta ocasión estamos hablando de personajes de alto perfil en el entretenimiento en EU. Y hay otros casos de los que en México se sabe poco, como el del ex presidente de Fox News, Roger Ailes, ya fallecido, proveniente de una compañía identificada con Donald Trump y los republicanos. Después vino Hollywood”.

Roger Ailes dejó el cargo en Fox News el año pasado en medio de varias denuncias de acoso sexual. El que fuera asesor de Donald Trump fue denunciado por por la reportera Gretchen Carlson. A ella se sumó la presentadora Megyn Kelly y Andrea Tantaros.

Sin embargo, cuando hablamos de rostros que hemos visto en decenas de películas, el efecto es otro. Cientos de actrices y actores se solidarizaron en redes sociales y otros se atrevieron a hacer públicas sus experiencias con Weinstein, productor de películas como Shakespeare enamorado.

El psicólogo Alexis Solís señaló como positivo que haya este tipo de denuncias pero alertó también sobre guardar un equilibrio.

“Qué bueno que se esté denunciando, que se esté poniendo un límite ejemplar que funcione para todos. Creo que es positivo pero se debe tener cuidado de no malentender qué es acoso y qué no es acoso”, subrayó.

En ese sentido, Franco dice que la relación entre víctimas y acosadores es un elemento fundamental. “Hay mil maneras de interpretar lo que pasa pero lo más importante es que se trata de un asunto relacionado con la cultura del lugar de trabajo. Tiene que ver con la posición de autoridad que estas personas tienen.

“Lo que lo hace tan importante en México es la notoriedad, la familiaridad con los personajes, pero en Estados Unidos la trascendencia es por la autoridad que esas personajes ejercían sobre sus empleados y que no es adecuada”.

En octubre, la italiana Asia Argento compartió en su cuenta de Twitter una lista con 82 víctimas de Weinstein en la que ella se incluye. Pero la lista crece. Kate Beckinsale y Rosanna Arquette en 1990, Gwyneth Paltrow en el 94, Asia en el 97, Angelina Jolie en el 98 y Lupita Nyong’o en 2010 se unieron a la denuncia con su nombre o anónimamente.

La gravedad del asunto ha obligado a diferentes actores a hablar, como en el caso de Meryl Streep, una de las actrices más respetadas de la industria. Su nombre hoy resuena por los carteles que se esparcieron con su fotografía junto a Harvey y la leyenda “she knew” (ella sabía), en Los Ángeles.

Hace unos días, fue criticada por la actriz Rose McGowan por la decisión de Meryl y otras actrices de protestar en la entrega de los Globos de Oro vistiéndose de negro. “Actrices como Meryl Streep trabajaron felizmente para el cerdo. Meryl tenía que haber respondido, decir que se sentía herida y que Harvey la necesitaba más a ella que ella a él”.

Las denuncias también golpearon a otros personajes de la industria, entre ellos Kevin Spacey, quien tras ser acusado de abusar de un menor de edad, perdió los proyectos de trabajo en los que se encontraba. Cuando surgió la acusación el actor declaró que era gay. Dustin Hoffman fue otro de los que tuvo que enfrentar sus actos ante la opinión pública. La avalancha entonces parece que seguirá en 2018.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

Comentarios