El día que murió, Maru Dueñas se había quedado a trabajar un día extra

Maru decidió quedarse para apoyar a la actriz Irina Baeva, que había enfermado, a pesar de que tenía función de teatro en la Ciudad de México
Maru Dueñas comenzó su carrera con la obra infantil Scherezada. (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
12/11/2017
00:01
Janet Mérida
-A +A

[email protected]

El miércoles pasado Maru Dueñas le pidió permiso al productor teatral Juan Torres para ausentarse de la función del jueves de La jaula de las locas, debido a que tenía una grabación extra como directora de escena de la telenovela Me declaro culpable. La locación era en Cuernavaca con Irina Baeva, actriz que se había enfermado una semana antes y ahora repondría esas grabaciones. Maru decidió quedarse para apoyarla a pesar de que tenía función de teatro en la Ciudad de México.

Torres cuenta que ella le habló y le dijo: “Quiero ver si me das permiso porque creo que lo correcto es que esté allá con mi actriz, no quiero venir corriendo porque a lo mejor no llego a la función”.

El contestó que no se preocupara. “Le dije que no se viniera corriendo y ya el sábado daba función”. Pero el viernes, cuando regresaba de la locación, Maru perdió la vida por un accidente en el que también falleció otro director, Claudio Reyes Rubio. Debido a eso, no podrá volver a La jaula... puesta en escena en la que no solamente era Marie Dindón sino directora residente.

De hecho, la semana pasada develaron la placa de dos años donde, gracias a ella, uno de los padrinos fue Chabelo. Cuando Maru vio que la placa tenía su crédito como directora residente, no cabía de la emoción.

Cada que estaban de gira con la obra Maru Dueñas, de 50 años, corría de un lado a otro corroborando que los actores no fueran a tener un accidente con los enormes vestuarios. Mario Iván Martínez recuerda cómo se preocupaba de que él llegara seguro al escenario con sus tacones y vestidos.

En el recuerdo de compañeros como Mario Iván, Maru quedará como la mujer que le otorgó dignidad, nivel artístico e histriónico al teatro en México. “Fue pionera del teatro musical, un género que exige una multiplicidad de habilidades que ella tenía en su totalidad: la histriónica, la dancística y la vocal. Lo que más lamentamos es la pérdida de una compañera tan amorosa y tan cuidadosa de lo que hacía”.

El actor José Antonio López Tercero también compartió escenario con ella. “Trabajamos juntos en mi primera obra musical que fue Un tipo con suerte, la señora Fela Fábregas (productora) nos impulsó. Coincidimos también en el show Broadway por amor, y luego en La jaula de las locas. Maru aportó mucho al teatro musical, fue una mujer talentosa y afectuosa”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS