Morganna aún llora al ver su filme

Su cambio de sexo en Tailandia se plasmó en el documental "Made in Bangkok", que se estrena este fin de semana
La joven estudió canto en el Conservatorio Nacional de Música. (ALEJANDRA LEYVA. EL UNIVERSAL)
16/09/2017
00:03
César Huerta Ortiz
-A +A

[email protected]

Todo comenzó hace cuatro años, cuando Flavio Florencio se apareció en un club nocturno al que asistían travestis y transexuales.

Cuando Morganna apareció en el escenario cantando se quedó mudo. Y entonces la abordó para que actuara en una web serie que estaba planeando sobre chicas trans.

“Le dije que me interesaba, pero estaba por irme a Tailandia a operarme”, cuenta Morganna divertida.

“Allá había el mejor cirujano en reasignación sexual, pero como yo no tenía dinero, iba a meterme a un concurso de belleza donde el premio eran 10 mil dólares que me ayudarían a pagar la operación que costaba entonces 9 mil 500”, detalla Morganna.

Los dos tomaron sus cosas, pagándose ellos mismos el vuelo y con una cámara en la mano para retratar todo lo que pasara en esa semana.

De ese material salió Made in Bangkok, documental que estrenó ayer en 40 salas mexicanas.

Llega con el antecedente de haber ganado en los festivales de cine de Guanajuato y Cheries Cherie de París, Francia, así como nominación al Ariel en 2016.

Se suma a la aún escasa gama de películas alusivas a la transexualidad: Quebranto, documental sobre el ex niño prodigio del cine nacional “Pinolillo” y la ficción Estrellas solitarias, en busca de tener su estreno comercial.

Made in Bagkok es la travesía de Morganna, quien estudió canto en el Conservatorio Nacional de Música, y que va desde su llegada a Tailandia, su amistad con las demás competidoras y la operación a que se somete.

“Lo he visto 20 veces tal vez, pero cada una me sigue haciendo llorar y reír”, dice la chica.

“Cuando Flavio me dijo que en lugar de web serie sería una película sobre mí, lo pensé, pero recordé lo que había pasado con mis papás, y dije: ‘seguramente podemos cambiar la mente de mucha gente, abrirles el corazón para que puedan respetar las diferencias y apoyen a sus hijos’”, expresa.

Un transexual es aquella persona, como Morganna, que ya se sometió a una operación quirúrgica de reasignación de sexo; una trangénero es aquellos que desean pertenecer al sexo opuesto, pero aún no son operados y un travesti es aquel que con su vestimenta se da un rol distinto al que socialmente se le ha dado a su sexo.

Made in Bangkok es el acercamiento a la protagonista.

“¡Era horrible!”, rememora entre risas, al detallar el seguimiento por parte del realizador.

“Más de 20 horas al día me seguía: nos levantábamos a las cinco de la mañana, para a las siete ya estar desayunando con maquillaje y peinada, entrevistas para los medios de Tailandia y a las dos de la mañana llegábamos al hotel”, detalla Morganna.

Desde este fin de semana, el público comenzará a verlo.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS