A Carlos Reygadas le ayudó no tener espejos

El director, quien actúa en su nuevo filme, dice que su secreto es ser espontáneo
Acudió a la presentación del libro Misterios en la sala oscura (JUAN CARLOS REYES. EL UNIVERSAL)
05/03/2018
01:45
César Huerta Ortiz
-A +A

[email protected]

A Carlos Reygadas, ganador en Cannes por Luz silenciosa, le ayudó no tener espejos en casa para poder incursionar en el mundo de la actuación.

El director se encuentra en la posproducción de su nuevo filme, aún sin título, en el cual es protagonista junto con la novel Natalia López, para contar la historia de una pareja en el campo que vive aislada.

Reygadas es reconocido por tener en sus películas a no actores, a los cuales los encuentra en la calle en la mayoría de las veces.

“Actué como me gusta dirigir, jamás me volteé a ver en el espejo si estaba o no peinado, era estar de una forma espontánea, diciendo los diálogos de manera sincera y sin pretender encarnarme en una persona diferente”, explica el realizador mexicano de 46 años.

¿No es fuerte verse en pantalla grande a sí mismo?

Ocurre algo muy raro: una vez que filmas desaparece por completo tu relación contigo mismo, lo ves como un ser X, lo mismo que pasa con los actores. Una vez que los haces (en el set), ya es un personaje en la película y no tu amigo en la vida real, lo mismo posó conmigo.

¿Volverías a contratarte como actor?

(Risas) Sería algo repetitivo, pero tiene una gran ventaja y que es el ahorrarte explicarle a alguien lo que quieres; pero por otra es difícil a la hora de hacer retratos, porque a mí me gusta ver con los actores en dónde se tienen que parar y, cuando es uno mismo, se pierde la referencia, pero fue práctico el proceso y lo disfruté.

¿Podría verse la película próximamente en Cannes?

Ahora estamos en la pura mezcla (de sonido, fase final) y estar ahí nunca se sabe, pero siempre estamos pendientes para poder estar ahí.

Para México, yo creo en septiembre próximo podría salir en las salas de cine.

En presentación de libro. Reygadas asistió a la presentación del libro Misterios en la sala oscura, escrito por Fernanda Solórzano, quien desmenuza con contexto histórico y vivencias de sus propios protagonistas, películas clásicas como Tiburón, Taxi driver, Forrest Gump y El último tango en París.

En la mesa estuvo junto con Daniela Michel, directora del Festival Internacional de Cine de Morelia, el historiador Enrique Krauze y la autora del texto. “Hay gente que me preguntaba por qué había aceptado presentar un libro como este, con cine que bueno, no precisamente es el que hago, y es porque Fernanda es de las críticas que te dicen las cosas como son y entre más fuertes, mejor”.

Mantente al día con el boletín de El Universal

COMENTARIOS