aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




El día en que se suicidó la hermosa Miroslava

Ayer, jueves 9 de marzo de 1955, se suicidó Miroslava Stern. La noticia se difunde hoy, viernes 10, profusamente en los medios informativos del país. Desde luego, EL UNIVERSAL destacó el suceso
Sábado 05 de agosto de 2006 J. F. Zúñiga | El Universal

Ayer, jueves 9 de marzo de 1955, se suicidó Miroslava Stern. La noticia se difunde hoy, viernes 10, profusamente en los medios informativos del país. Desde luego, EL UNIVERSAL destacó el suceso.

Al frente del país se encuentra ya el licenciado Adolfo Ruiz Cortines, mientras que el tipo de cambio del peso frente al dólar está en 12.50. El famoso y querido boxeador mexicano Raúl Ratón Macías vence al tailandés Charmren Soingitrart en la categoría de peso gallo y el precio de entrada a las salas cinematográficas se mantiene en 4 pesos.

Entre los estrenos de la semana destaca Escuela de vagabundos protagonizada por Pedro Infante y la desaparecida Miroslava.

La televisión resalta el suicidio de la actriz nacida en Checoslovaquia, quien contaba a la hora de su muerte con 29 años de edad.

Todo comenzó cuando el jefe de la policía capitalina recibió una llamada informándole que la actriz Miroslava Stern se había suicidado.

En la alcoba de la protagonista de Más fuerte que el amor y La visita que no tocó el timbre se repiten uno tras otro los flashazos; el ama de llaves, María del Rosario Navarro, era interrogada por la policía y momentos después externaba sus comentarios a la prensa, confirmando que encontró el cadáver sobre la cama y en su mano derecha la fotografía "de un famoso torero español" -Luis Miguel Dominguín-.

El padre de la guapa actriz, el doctor Stern, reveló que desde hacía varios días veía a su hija "muy deprimida, melancólica y nerviosa".

Entre sus compañeras actrices que hicieron acto de presencia en el sitio de la tragedia se contaron La Chula Prieto y Ninón Sevilla, quienes la calificaron como "una chica magnífica".

El cadáver fue entregado a sus familiares y de acuerdo al médico que certificó la muerte, tenía ya 30 horas de haberse quitado la vida.

Según las personas que vieron el cuerpo, Miroslava no había perdido su encanto, "ni su piel nacarada se había esfumado todavía. Su pelo, de color miel, lucía reluciente, lo mismo que sus hermosos ojos azules. Su bello rostro seguía siendo fascinante y majestuoso".

Mañana su cuerpo será incinerado, reproduciendo en la vida real lo que le ocurre a su personaje de Ensayo de un crimen, de Luis Buñuel.

Lo curioso será que la cremación lo atestiguará Ernesto Alonso, quien encarnó en la cinta mencionada a Archibaldo de la Cruz, quien en la pantalla vive una escena similar imaginada por Rodolfo Usigli.



 

PUBLICIDAD