Se encuentra usted aquí

Venga quien venga

Lo más importante de la Selección Mexicana son los jugadores como materia prima y el nuevo DT se debe adaptar a su juego
11/08/2015
01:53
-A +A

El juego de las sillas ha empezado y hay varios dando vueltas. Los que quieren ocupar la última, no lo pueden decir. Hay otros que dan vueltas, pero están felices de que cuando pare la música, todos los lugares estén ocupados.

Extraña misión la de nuevo ingreso para Decio de María como dueño y señor de la Federación Mexicana de Futbol: encontrar a marchas forzadas a un entrenador que concilie todos los esfuerzos y diferencias, para ganarle a Estados Unidos y que no se pierda la dolariza y el desarrollo futbolísticos que te da una Copa Confederaciones. Decio está obligado a jugar ese partido del 10 de octubre, contratar y cerrar al nuevo entrenador y dar un ligero viraje para que se abran ciertas prioridades para la Selección absoluta respecto de todos los demás compromisos de los clubes.

Ricardo La Volpe es el técnico más afín a Decio en estilo y personalidad. Se asegura que sería el adecuado para sortear ese partido y luego volver a Jaguares para dejarle el escenario a Jorge Sampaoli, el actual técnico de la selección de Chile, quien sustituiría a Miguel Herrera. Sampaoli es alumno de Bielsa y viene de ganar la Copa América. Eso supondría que pudiera estar con la credibilidad muy arriba para que los jugadores mexicanos respondieran a su liderazgo. Hay cierto parecido en la idiosincrasia de mexicanos y chilenos, de manera que Sampaoli luce como una aceptable alternativa.

El futbol que llegó a expresar Chile en la reciente Copa América, logró cautivar a propios y extraños por su dinámica y vocación ofensiva. En Chile se habla bien de la cercanía de Sampaoli con el jugador para generarle confianza, dicen que no satura al jugador de un trabajo tan exigente como suele hacerlo Bielsa y que sus dirigidos tienen claro cuáles son sus responsabilidades y libertades en un terreno de juego. El medio futbolístico no está como para ponerse exquisito con Decio de María. Hay que encontrar una opción suficientemente lógica, alcanzable y empática con el carácter y características futbolísticas del mexicano. Sampaoli no es un experto en la materia, pero no desconoce defectos y virtudes, dentro y fuera de la cancha de los jugadores de la región. Sabe y conoce del entorno mexicano para el futbol.

No se sabrá si Bielsa rechazó una oferta o simplemente no la recibió. El hecho es que nos encomendamos como con los Santos, a ciertos gurús de la táctica para hacernos los milagros, como si la materia prima, es decir, el futbolista no fuera lo primordial, y por mucho, para encontrar un equipo con alcances de trascendencia. Y más importante que el nombre y perfil es determinar las bases de una estrategia sólida y consistente para evitar que se desgaste. Para evitar que la presión del entorno no termine derritiéndolo como a tantos y tantos. ¿Se podrá?

Twitter: @Javier_Alarcon_

Con más de veinte años de experiencia en el periodismo deportivo, Javier Alarcón, director editorial de Televisa Deportes, se suma a los colaboradores de EL UNIVERSAL. Alarcón es un hombre que ha...

Más sobre el autor

2016-03-07
2016-03-05
2016-03-01