Avala el INE nuevo modelo para debates

Representantes de candidatos emiten reservas moderadas; se ha acabado con diálogos rígidos entre aspirantes: Nacif
Antes de aprobar el formato de los debates, Lorenzo Córdova (centro), presidente del INE, afirmó que se encontraron ejemplos entre aspirantes independientes de mecanismos “no necesariamente lícitos” para recabar apoyos. (ALEJANDRA LEYVA. EL UNIVERSAL)
06/04/2018
02:04
Carina García
-A +A

[email protected]

El Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE) rompió con 24 años de debates presidenciales rígidos, al aprobar por unanimidad un formato que busca, por primera vez, confrontar a los candidatos e instarlos a responder, reglas que fueron cuestionadas por representantes de los contendientes.

El primer encuentro entre abanderados a la Presidencia, el 22 de abril, durará una hora con 54 minutos y tendrá tres moderadores, figura que, plantearon quienes representan a las candidaturas, tendrán un papel protagónico.

El encuentro será de cuatro bloques, cada uno dividido en dos segmentos. En el primero los abanderados responderán una pregunta genérica y la interacción será entre moderador y abanderados; en el segundo los candidatos se confrontarán entre ellos.

Aunque no se modificó el formato propuesto originalmente, debido a las reservas sobre la moderación se emplazó a la Comisión Temporal de Debates del INE a emitir la próxima semana criterios que clarifiquen el papel de los periodistas que realizarán esa función: Denise Maerker, Azucena Uresti y Sergio Sarmiento.

En sesión del Consejo General, los representantes de los partidos mostraron reservas al papel y tiempo para los moderadores, aunque de forma moderada, pues incluso dieron la bienvenida a un formato distinto al “acartonado”.

Así se expresaron los representantes de los candidatos de la coalición Todos por México (PRI, PVEM y NA), José Antonio Meade; de la coalición Juntos Haremos Historia (Morena, PT y PES), Andrés Manuel López Obrador; de la coalición Por México al Frente (PAN, PRD y MC), Ricardo Anaya y de la aspirante independiente Margarita Zavala.

El consejero presidente de la comisión, Benito Nacif, dijo que terminó la etapa de debates rígidos, semejantes a largos spots o con monólogos, y el segundo así como el tercer debate (20 de mayo y 12 de junio) tomarán en cuenta, por primera vez en la historia, preguntas del público presente y en redes sociales, respectivamente.

La representante del PRI, Mariana Benítez, insistió en que será menos el tiempo para que los candidatos se confronten entre sí, que su interlocución con el moderador y “queremos que los protagonistas del debate sean los abanderados”.

El representante de Morena, Jaime Miguel Castañeda, pidió evitar “shows donde los protagonistas no sean las propuestas. Tampoco un espectáculo donde las descalificaciones, la parcialidad o las fobias sobresalgan (…) vamos a ir a los debates para que los ciudadanos se beneficien”.

Pedro Vázquez, del PT, pidió que los entrevistadores eviten “preguntas personalizadas, comentarios críticos y tendenciosos, las filias y fobias y los contrastes de datos”.

Por el PAN, Eduardo Aguilar reconoció preocupaciones: “Nos inquieta la posibilidad de interrumpir a los candidatos” y que el formato lo fomente, aun sin necesidad. “Habría que poner que si no hay necesidad de interrumpir no se haga”.

Mientras, Fernanda Caso, representante de Margarita Zavala, insistió en la disparidad con la que su candidata llegará al debate, pues a esa fecha sólo habrá podido tener seis spots contra 771 de Meade, por ejemplo.

En la discusión, el consejero Ciro Murayama insistió en que los moderadores propiciarán, en tiempos específicos, que los candidatos respondan y no eludan ni ignoren a sus competidores, como “el antidebate” de 2012. En el que los punteros no se dirigieron la palabra entre sí.

El consejero presidente Lorenzo Córdova dijo que las condiciones de igualdad en las reglas quedaron puestas, “habrá candidatos que pretendan cuidar lo que asumen una ventaja otros que la busquen. La autoridad debe ser ciega frente a los intereses. Debe haber igualdad, la estrategia la definirá cada quien”.

Independientes no son arcángeles. En otro tema, ayer, el consejero presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova, dijo que los aspirantes a candidatos independientes demostraron que, como cualquier político, “están cargados de virtudes y de vicios”, no son arcángeles, reconoció.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS