aviso-oportuno.com.mx

Suscrbase por internet o llame al 5237-0800




Regina Kuri

Golpear a los niños



EDITORIALES ANTERIORES

14 de julio de 2010
Comenta la Nota , 325 lecturas

Hace poco me encontré con un libro de Ángela Marulanda, la conozco porque compartimos escenario hace algunos años en un par de conferencias que ofrecimos, cada una con su tema.

Su libro se llama Creciendo con nuestros hijos y debo decir que el haber reencontrado esta publicación me ha aclarado varias cosas de la forma en la que se relacionan los padres con los hijos, de cómo a veces un niño puede ejercer tanto poder sobre un adulto y hacerle perder la cabeza.

No estoy diciendo que los niños tengan la culpa, sino que es una falta de responsabilidad de los padres no educar correctamente a sus hijos, o en todo caso, no estar informados debidamente.

Quiero referirme a un capítulo del libro en especial: ¿Es perjudicial pegarle a los hijos? Me parece importante dar un poco de información aprovechando el caso de un padre de familia que amablemente me ha buscado pidiendo consejo sobre este tema.

El hijo de Alfonso tiene 15 años y graves problemas de conducta, personas cercanas a él le han recomendado golpearlo, a ver si así reacciona y se corrige.

No tengo la autoridad para decirle a Alfonso, ni a nadie, qué es lo que tiene que hacer, por eso me informé acerca de lo que conlleva golpear a los hijos. Les comparto algo sobre lo que encontré.

Golpear no es un método educativo, quizá sea correctivo en un momento dado, pero el niño o adolescente no aprende de su conducta, sólo la corrige por un momento y muy probablemente regrese a su actitud desafiante.

Golpear a los niños es un mal ejemplo. Ellos aprenden, a imitación de sus padres, y el mensaje que reciben es que pueden solucionar sus problemas con golpes, tanto en la infancia como después en su vida adulta. Golpear es una forma de violencia, y mucho de lo que pasa dentro del núcleo familiar trasciende a la sociedad. Quizá la intención de los padres, por lógica, sea enseñar que los golpes son malos, pero al pegarles, los niños captan un mensaje incongruente. Por un lado son reprendidos porque “le pegaron al hermanito” pero el castigo es otro golpe por parte de los padres. Son dobles mensajes que acaban causando confusión.

Desde luego es importante mencionar que los golpes pueden causar lesiones graves. Si bien los padres están enfurecidos cuando lo hacen, el mismo enojo puede nublar la razón, causando daños físicos y emocionales de los que después se pueden arrepentir. Los golpes son una forma más del abuso. La violencia no sólo es física, sino emocional. Los niños golpeados pueden desarrollar personalidades inseguras, con baja autoestima, y llegar a pensar que merecen ser castigados de esa manera, lo que inevitablemente les traerá problemas en su vida adulta.

La violencia afecta la relación padre e hijo, puesto que el hecho de ver sufrir a los hijos después de los golpes genera remordimiento y en consecuencia tratan de arreglar la falta con premios, esto también genera dobles mensajes y se ve afectada la autoridad de los papás. En vez de generar una relación basada en el amor, se convierte en manipulación por parte de los dos lados. En un nivel más profundo, aunque los hijos aparentemente puedan gozar de la falta de conciencia de los padres (debido a los premios), se van generando grandes resentimientos y temores, mismos que impiden la cercanía y confianza de los hijos hacia sus padres en cualquier edad.

Si llega un momento en que los padres no saben qué hacer y encuentran como único recurso el golpear a los hijos, creo que antes de hacerlo es mejor buscar ayuda, informarse con algún terapeuta o simplemente investigar sobre el tema que los aqueja.

Los golpes no son una manera de enseñar cosas positivas, y si el niño o adolescente no ha entendido que lo que hace está mal, mejor será buscar ayuda o asesoramiento profesional.

Te invito a seguir más consejos en twitter @reginakuri



EDITORIAL ANTERIOR Golpear a los niños
Editorial EL UNIVERSAL El gran reto de Blake Mora


PUBLICIDAD




Crea comunidad. Comenta, analiza, critica de manera seria. Mensajes con contenido vulgar, difamatorio o que no tenga que ver con el tema, serán eliminados.

Lee las normas | Políticas de uso | Políticas de privacidad