Los castillos que te dejarán con el ojo cuadrado

Algunos de estos castillos fueron inspiración de Disney y de algunos animés
 castillos_del_mundo_bellezas_arquitectura_fortificaciones
Los castillos son construcciones fortificadas, situadas en un lugar estratégico, rodeadas por murallas, con fosos y torres, como el de Alcázar en España. (Foto: Istock)
30/04/2018
07:00
Suyapa Alvarado
-A +A

Érase una vez una princesa que vivía en un hermoso castillo...Ok, en realidad esta ocasión solo hablaremos de algunos de los castillos más sorprendentes del mundo. Por sí mismos cuentan toda una gran historia, y no solo eso: su arquitectura y entorno nos permite deleitarnos en todos los sentidos.

Antes de comenzar hay que aclarar que un castillo y un palacio no son lo mismo. El primero es una construcción fortificada situada en un lugar estratégico en caso de guerra, por ello se encontraban rodeados por murallas, con fosos y torres; además son propios de la Edad Media, aunque no exclusivos.

Mientras que un palacio es una edificación muy, muy, muuuy grande con detalles arquitectónicos sofisticados y hermosos jardines. En su interior contienen, seguramente, ostentosas colecciones (artesanía, piezas de oro, mobiliario, cerámica, etc). Tradicionalmente es o fue el hogar de monarcas y el resto de la realeza.
 

Artículo

5 bellos cielos en México para contemplar las estrellas

Estos son algunos de los destinos con los firmamentos más limpios
5 bellos cielos en México para contemplar las estrellas5 bellos cielos en México para contemplar las estrellas

1. Castillo de Hohenzollern, Alemania
El castillo de Hohenzollern con el transcurso del tiempo ha sido objeto grandes modificaciones: La construcción original, que data del siglo XI, fue derribada casi por completo en 1423 y reconstruida nuevamente en 1461. Finalmente en el siglo XIX se realizó la última gran modificación por orden del príncipe heredero Federico Guillermo de Prusia en 1819 .

Esta fortaleza de estilo neogótico se encuentra a una altitud de 855 metros sobre el nivel del mar, en la cúspide del oscuro monte de Hohenzollern, a unos 50 kilómetros de la ciudad de Stuttgart. Quien lo visita puede disfrutar de una vista espectacular, además de sus innumerables atractivos.

0castillos_del_mundo_castillo_de_hohenzollern_alemania_2.jpg (Foto: Istock)

Cuenta en su interior con una enorme y rica biblioteca, patios interiores y exteriores, enormes y robustas torres y fortificaciones que representan una obra maestra de la arquitectura de guerra del siglo XIX; una capilla y todo aquello con lo que se pueda imaginar un castillo. Actualmente funciona como museo con una importante colección de arte, con pinturas de Honthorst, Pesne, Werner von Lenbach y Laszlo.

El museo también tiene una colección de orfebrería recolectada desde el siglo XVII hasta el siglo XIX, sin olvidarnos de la Corona Real de Prusia. Asimismo, en Hohenzollern se presentan numerosos conciertos, cine al aire libre, exposiciones, y uno de los más bellos mercados de Navidad en Alemania.

2. El castillo de Neuchâtel, Suiza 
El castillo de Neuchâtel en Suiza es actualmente la sede del Gobierno cantonal y de los tribunales de justicia suizos. Fue construido a finales del siglo X por la determinación de Rodolfo III, rey de Borgoña, como un obsequio para su querida esposa. El castillo le dio también el nombre a la ciudad, al lago de sus alrededores y al cantón suizo donde se ubica: en el flanco sur del macizo del Jura.

En la ciudad de Neuchâtel  se habla principalmente francés, y tiene una población de casi 32 mil habitantes, orgullosa de uno de los castillos más hermosos del mundo, el cual fue reconstruido durante los siglos XV y XVII.

0castillos_del_mundo_castillo_de_neuchatel_suiza1.jpg (Foto: Istock)

Este castillo de estilo gótico estuvo por años bajo la influencia de grandes familias como los Habsburgo, Burgundy e incluso de los franceses, hasta que en 1707 cayó en poder del rey de Prusia hasta 1804, año en el que finalmente se adhirió a la Confederación Suiza como parte del cantón de Neuchâtel.

3. El castillo de Burg Eltz, Alemania 
Con una combinación de estilos, entre romanticismo y barroco, el castillo surge entre las colinas de Eltzer Wald,  reserva natural de gran belleza escénica, llena de plantas y animales. En la parte posterior del mismo se encuentra el río Eisbach, afluente del Mosela. Su ubicación forma parte de una zona de senderismo con rutas para todo tipo de condición física.

0castillos_del_mundo_castillo_burg_eltz_alemania_4.jpg (Foto: Istock)

Este castillo sobrevivió a todas las guerras que han habido desde su construcción. Le ha pertenecido a la familia Eltz durante 33 generaciones, desde que fue construido en el siglo XII. Hoy en día le pertenece al Dr. Karl Graf von und zu Eltz.

Tiene una arquitectura incomparable y mobiliario original que reflejan más de ocho siglos de historia, así como colecciones de artesanía trabajada en oro y plata. Contiene una cámara del tesoro y armaduras, además de una colección de piezas de oro y plata de gran renombre mundial.

4. El castillo de Chambord, Francia
El lujo excesivo y la intensidad característica de los franceses del siglo XVI, dio vida al castillo de Chambord. Solo fue utilizado durante días de caza para el rey Francisco I.

Ubicado en la región del Centro-Valle de Loira, es uno de los castillos más impresionantes del mundo debido a su arquitectura renacentista francesa muy distintiva, que mezcla formas tradicionales medievales con estructuras clásicas italianas, estas últimas inspiradas en el trabajo de Leonardo da Vinci.

0castillos_del_mundo_castillo_de_chambord_3.jpg (Foto: Istock)

El castillo de Chambord fue el instrumento perfecto de la propaganda real y el reflejo de la personalidad de su constructor, en esa época el rey se daba a notar como, heredero de las tradiciones francesas, pero sobre todo hombre de la modernidad, fascinado por las artes y la cultura e inspirado por los mejores artistas de su tiempo.

El recinto declarado Patrimonio de la Humanidad en 1981 cuenta con 440 habitaciones, 365 chimeneas y 84 escalinatas distintas. Ofrece actividades para todo público, desde visitas guiadas al interior del castillo y paseos en el parque hasta eventos culturales, espectáculos para niños y de caballos.

5. El castillo de Peles, Rumania
Se comenzó su construcción por el arquitecto Karel Liman en 1873, en la ciudad rumana de Sinaia, con un estilo neorrenacentista entre los duros Cárpatos montañeses de la Europa del este.

Fue construido en la época del rey Carlos I de Rumania y se convirtió en uno de los monumentos más importantes de Europa del siglo XIX. Fue el primer edificio de Europa en tener electricidad y ascensor.

0castillos_del_mundo_castillo_peles_rumania_2.jpg (Foto: Istock)

El castillo de Peles es  una gran obra arquitectónica, con una decoración exquisita, enormes lujosos y jardines, por lo que es considerado un palacio, pero siempre se le ha llamado castillo.

En Peles se llevaron a cabo importantes reuniones políticas y fue residencia de la familia real hasta 1948, cuando fue conquistado por los comunistas. A partir de 1953, el castillo se convirtió en museo, pero se abrió al público hasta 1990.

Es considerado el segundo museo más visitado entre los turistas de Rumania, después del Castillo de Bran en el que se dice se inspiró Bram Stoker para describir el castillo de Drácula.
 

Artículo

7 seres míticos alrededor del mundo

Viaja a los destinos de monstruos, dioses y otros personajes fantásticos
7 seres míticos alrededor del mundo7 seres míticos alrededor del mundo

6. El castillo de Himeji, Japón
Conocido como el castillo de Himeji o de la Garza Blanca, por su color blanco y brillante, fue construido en el siglo XIV.

Está en la ciudad costera de Himeji, en la prefectura de Hyōgo, a unos 47 kilómetros al oeste de Kōbe. Es el castillo japonés más visitado y más importante del país, además de Patrimonio de la Humanidad desde 1993.

Es una fortaleza diseñada no solo para protegerse de los enemigos durante las batallas y los conflictos, sino también para destruirlos. El castillo cuenta con laberintos y callejones sin salida para despistar y encerrar a los intrusos. El castillo aparece frecuentemente en la televisión japonesa, como escenario de películas y series de ficción.

0castillos_del_mundo_castillo_himeji_japon_3.jpg (Foto: Istock)

7. El Alcázar de Segovia, España
El castillo de Alcázar,  con apariencia de cuento de hadas, comenzó su historia como una fortaleza de los árabes en el siglo XII, y fue muy importante para España durante la Edad Media.

Este castillo edificado sobre uno de los cerros en los que confluyen los ríos Eresma y Clamores, parece ser el guardián de la ciudad. Su más grande distintivo es la Torre de Juan II, con forma de proa de un barco.
 

El Alcázar fue hogar de distintos e importantes monarcas españoles de la dinastía Trastámara, como el rey Alfonso VIII, Alfonso X o Felipe II y es uno de los monumentos más destacados y más visitados​ de España.

Fue declarado Patrimonio Mundial por la Unesco​ en 1985. A lo largo de la historia se utilizó como colegio de artillería y archivo militar, fortaleza, refugio de caza y prisión por su gran seguridad, pero hoy en día, es un museo maravilloso.

8. Castillo de Neuschwanstein, Alemania
El rey Luis II de Baviera, en 1866, mandó a construir el Castillo de Neuschwanstein, en el estado federado de Baviera, cerca de Füssen, Alemania. Su nombre original era Nuevo castillo de Hohenschwangau, pero fue cambiado después de la muerte del rey.

El castillo se construyó en una época en que los castillos y las fortalezas ya no eran necesarios con fines estratégicos. Nació de la imaginación del rey, como una fantasía romántica de un castillo medieval, por lo que su diseño es simplemente estético. En él se buscaba la armonía con su entorno natural.

0castillos_del_mundo_castillo_neuschwanstein_alemania_2.jpg (Foto: Istock)

Este castillo fue elegido por Walt Disney como modelo para el diseño del castillo de la Bella Durmiente, en Disneylandia, en Anaheim, California. También se inspiraron en él  para el castillo de Hades, en el anime y manga "Saint Seiya" y el castillo de Drump del anime y manga de "One Piece".

El lugar ha tenido numerosas apariciones en películas y series de televisión como: Spaceballs y The Amazing Race, además de continuas referencias a leyendas y personajes medievales como Tristán e Isolda, quienes fueron caballeros de la mesa redonda del Rey Arturo. Es posible hacer una visita

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS