Trabajos de emergencia en la Catedral Metropolitana

Tras el sismo del 19 de septiembre, se planean trabajos en el rescate de sus esculturas
Trabajos de emergencia en la Catedral Metropolitana
FOTO: Cristopher Rogel Blanquet/EL UNIVERSAL.
30/10/2017
00:10
Abida Ventura
Ciudad de México
-A +A

En la Ciudad de México, uno de los emblemas que resultó dañado por los sismos fue la Catedral Metropolitana. Ahí, el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), la dirección General de Sitios y Monumentos del Patrimonio Cultural de la Secretaría de Cultura e ingenieros de la UNAM empezaron los trabajos de apuntalamiento de las torres del campanario, que fue una de las áreas más afectadas.

En la fachada, de donde se cayó la “Esperanza”, una de las tres esculturas de las virtudes teologales, los especialistas ya tienen un plan para retirar las otras dos esculturas (la “Fe” y la “Caridad”) que resistieron al sismo. Según el Instituto, por la fragilidad y el estado de deterioro que presentan, las esculturas serán retiradas de ese sitio y sustituidas por réplicas. Para eso, la empresa CAV Diseño e Ingeniería S.A de C.V. tiene un plan de trabajo que implicará una maniobra delicada para la que ocuparán una grúa hidráulica con capacidad para cargar las esculturas de unas 3.5 toneladas de peso cada una.

esculturas_51536987.jpg
FOTO: Cristopher Rogel Blanquet/EL UNIVERSAL.

En entrevista con EL UNIVERSAL, Raúl Delgado Lamas, director de Sitios y Monumentos, dijo que este proceso forma parte de los trabajos de emergencia que se llevan a cabo en el recinto, los cuales tendrán un costo de 5 millones de pesos.

Para bajar las piezas que el arquitecto Manuel Tolsá elaboró a principios del siglo XIX, los especialistas envolverán primero las esculturas de cantera en una especie de red para evitar que se dañen o sufran desprendimientos. Después, serán removidas con una grúa que será colocada a 30 metros de la fachada de la Catedral, es decir, sobre la avenida, para evitar daños en los vestigios arqueológicos e históricos que yacen en el subsuelo del atrio y de la banqueta. El proyecto, según Delgado Lamas, está en espera del visto bueno del INAH. En las torres del campanario, ya comenzaron los apuntalamientos, los cuales son necesarios para el retiro de las dos esculturas de la fachada.

catedral_fisura_inserta.jpg
FOTO: Cortesía Secretaria de Cultura.

Hace unos días, Felipe Galicia, capellán del Coro de la Catedral, informó a través del Sistema Informativo de la Arquidiócesis de México que el concierto del pasado 8 de octubre "Estamos Unidos Mexicanos" causó daños adicionales a la Catedral Metropolitana. Según Galicia, el evento multitudinario provocó que del marco de la ventana que da al Coro se cayera una cantera grande hacia la bóveda de la nave procesional, por lo que sugería restringir los eventos multitudinarios en el Zócalo para evitar más afectaciones. Tanto la Secretaría de Cultura, como el INAH, descartaron que ese concierto haya provocado más daños de los que el edificio ya tenía por el sismo.

 

Delgado Lamas dijo la semana pasada que el área que él dirige y el INAH tomaron medidas preventivas para evitar daños durante el concierto, entre ellos que el estrado y el sonido se colocaran en sentido contrario al recinto. “Las autoridades federales han tomado todas las medidas de protección y de defensa del patrimonio cultural. No hemos sido omisos en nada de esto. Por lo menos, en el caso de mi Dirección, se revisó antes y después del concierto y no encontramos cambios. Los daños son los provocados por el sismo”, dijo.

grafico_catedral.jpg

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS