Sindicato del INAH protesta contra nueva sede de archivo

Los manifestantes piden una reunión con la secretaria de Cultura, María Cristina García Cepeda, para hablar del acervo que cambiarán de inmueble
Manifestación en la nueva sede del archivo, en Revolución 1900 (CORTESÍA SINDICATO INAH)
24/01/2018
00:38
Abida Ventura
-A +A

[email protected]

Académicos, arqueólogos y arquitectos sindicalizados del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) clausuraron ayer de manera simbólica el inmueble que será la nueva sede del Archivo Técnico de Arqueología en San Ángel y las oficinas de la Secretaría de Cultura en Arenal, en protesta por el cambio de casa del acervo que guarda informes técnicos, expedientes y diarios de campo de proyectos arqueológicos que se han desarrollado en el país desde el siglo pasado.

Después de manifestarse afuera del inmueble ubicado en Avenida Revolución 1900, que será la nueva sede del archivo arqueológico documental, el grupo de trabajadores llevó la protesta hasta las oficinas de la Secretaría, donde fueron recibidos por personal de Asuntos Laborales de la dependencia, a quien solicitaron una reunión urgente con la secretaria de Cultura, María Cristina García Cepeda, quien está en Europa por asuntos laborales.

El acuerdo al que llegaron, según explicó Víctor Joel Santos, secretario general del Sindicato Nacional de Profesores de Investigación Científica y Docencia del INAH, es que el archivo no se moverá del Palacio del Marqués del Apartado, ubicado en Argentina, hasta tener una reunión y lograr acuerdos con la funcionaria federal.

Los académicos exigen a la Secretaría que valore la riqueza del acervo y adapte un espacio digno, no como el que plantea, pues aseguran que se trata de un “bodegón” que no cumple con las condiciones de conservación. Efraín Flores, secretario de organización del Sindicato, comentó que representantes del gremio visitaron el inmueble el 12 de diciembre y evaluaron que no hay condiciones adecuadas. “El espacio es insuficiente, es una zona de paso de tráilers, hay mucha humedad”, alertó. En julio pasado, el INAH sostuvo que dicho inmueble contaría con los lineamientos de conservación, además de que tendría espacio para su crecimiento.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS