Detienen a integrantes de red de tráfico de arte

Entre las piezas recuperadas se encuentran siete mosaicos y objetos egipcios
Detienen a integrantes de red de tráfico de arte
Dos hombres que formaban parte de una red de tráfico de arte fueron detenidos. Foto: Captura video/ Juan Ignacio Zoido
28/03/2018
17:31
EFE
-A +A

Siete mosaicos y piezas egipcias como sarcófagos figuran entre las obras históricas y arqueológicas requisadas por la Policía española a un anticuario y un marchante de arte en Barcelona, en la primera operación mundial contra el comercio de piezas del expolio del Estado Islámico (EI).

La operación, que contó con la cooperación de Libia, se saldó con la detención de los dos hombres, que formaban parte de una red con base en la región española de Cataluña (noreste) y que fueron identificados como O.C.P. y J.B.P, ambos de 31 años, informó hoy la Policía.

A los dos, actualmente en libertad con medidas cautelares tras ser puestos a disposición judicial, se les imputa los delitos de financiación del terrorismo, pertenencia a organización criminal, receptación, contrabando y falsificación documental.
 

En la operación los investigadores registraron el taller donde reparaban las piezas, la nave en la que se almacenaban y la galería de arte donde muchas eran expuestas para su venta al público.

Allí localizaron numerosas obras de arte de origen cirenaico (región situada al norte de Libia) y de la zona tripolitana (cercana a la capital), siete mosaicos, sarcófagos y piezas de origen egipcio, así como diverso material informático para su posterior análisis.

Según los datos facilitados por la Policía, desde finales de 2014, el anticuario detenido, experto en arte antiguo, había tejido una red de proveedores por todo el mundo que le permitía el acceso a piezas arqueológicas de diversas civilizaciones.

En octubre de 2016 una serie de irregularidades cometidas en los expedientes de importación de obras adquiridas con anterioridad llamaron la atención de los agentes, que solicitaron la ayuda de las autoridades de Libia para determinar la autenticidad y origen de las piezas.

Se acreditó su procedencia de los yacimientos de Apolonia y Cirene, dos necrópolis de la región cirenaica que habían sido expoliados por grupos terroristas.

Algunas presentaban imperfecciones, golpes y marcas que indicaban haber sufrido una extracción violenta del suelo, ya que no se usaron técnicas arqueológicas adecuadas y no habían sido trasladadas adecuadamente.

En España los detenidos se encargaban de que fueran sometidas a un proceso de restauración que borrase en la medida de lo posible estos indicios.

nrv

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS