Nadie me dicta qué escribir: Fernando Aramburu

El ganador del Premio Don Quijote de Periodismo tiene en la imprenta su próximo libro
Nadie me dicta qué escribir: Fernando Aramburu
Foto: Archivo
01/02/2018
12:54
EFE
Madrid
-A +A

El escritor y periodista español Fernando Aramburu vive "como un sueño" un año de galardones como el que hoy le concedió la Agencia EFE, el premio Don Quijote de Periodismo, aunque nunca le habían reconocido su labor como articulista: "Comento la realidad desde mis frágiles convicciones", dijo.

Aramburu (San Sebastián, 1959), autor del libro más vendido en España el año pasado, Patria, fue premiado por "Estamos hechos de palabras", un artículo publicado en el diario madrileño El Mundo el 30 de julio de 2017 en el que reivindica el poder del lenguaje y de las palabras.

"Es muy buena noticia que me hayan dado el premio. Esto no para. Parece que estoy metido en un sueño, en un sueño positivo. Me alegro mucho y me alegro con toda la serenidad posible", bromeó en declaraciones telefónicas a EFE desde Hannover (Alemania) mientras preparaba la maleta para viajar a Argentina.

Sobre su contribución al periodismo, la que reconocen los Premios de Periodismo Rey de España y el Don Quijote, es, aseguró, "modesta" pero constante.

"Me han premiado repetidamente por mi trabajo literario -en octubre pasado obtuvo el Premio Nacional de Narrativa- pero nunca por mis colaboraciones periodísticas, a las que he llegado relativamente tarde pero a las que he tomado gusto", explicó.

El autor recordó que desde hace "década y media" está "bastante presente en la prensa cultural española" y que sus colaboraciones se las toma "con el mismo esmero y seriedad" que sus textos literarios.

"No soy un informante ni un periodista de investigación. La mía es una mirada sobre la realidad y la comento desde mis gustos y pequeñas y frágiles convicciones", precisó.

Sobre el artículo premiado y publicado en El Mundo, donde, apuntó, "nadie le dicta sobre lo que tiene que escribir", "roza un asunto" al que él concede mucha importancia y que tiene que ver con "la naturaleza lingüista del ser humano".

"Sin el lenguaje no podemos definirnos ni a solas ni como animal social. Gracias a las palabras nos explicamos, conocemos y ponemos en contacto. Somos seres primordialmente lingüisticos y ese texto es un homenaje a esa facultad del ser humano", resumió.

En él, cuenta su "particular situación de ciudadano europeo de un país en el que no se habla su lengua materna".

"Me manejo a diario con el alemán pero al principio de mi estancia viví una situación particular: aprender de nuevo el mundo; aprender a renombrarlo y volver a la niñez, familiarizarme con términos que me permitían nombrar la casa, el río o la madre".

Esa experiencia, agregó, le convenció "de la enorme importancia que tiene para el ser humano el lenguaje".

Aramburu tiene ya en imprenta su próximo libro, un texto "muy personal", aunque no autobiográfico, en el que recopila "textos intensos" en los que adopta "una perspectiva del colectivo singular, la del hombre que se sitúa delante de problemas esenciales del ser humano como el miedo, la muerte o la alegría".

"Ningún ser humano esta exento de ellos. Es un texto de reflexión que roza lo poético, para degustadores de la literatura", añadió.

El Don Quijote de Periodismo fue concedido por un jurado integrado por periodistas y comunicadores de varios países iberoamericanos en el marco de los Premios Internacionales de Periodismo Rey de España que conceden la Agencia EFE y la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (Aecid). 

nrv

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS