Jorge Volpi gana el Premio Alfaguara de novela

El autor mexicano consigue el galardón con "Una novela criminal", un "relato sin ficción" del caso Cassez-Vallarta
FOTO: Alejandra Leyva/EL UNIVERSAL.
31/01/2018
09:08
Jerónimo Andreu / Corresponsal
-A +A

Jorge Volpi ganó este miércoles en España el Premio Alfaguara de novela 2018. El jurado, presidido por el filósofo y escritor Fernando Savater, eligió su obra Una novela criminal entre 580 originales en español.

Jorge Volpi Escalante presentó la novela con el seudónimo G. Fuchs. El jurado aseguró en la gala, en el Casino de Madrid, haber premiado “un fascinante relato sin ficción del caso Cassez-Vallarta, que durante años conmocionó a la sociedad mexicana y llegó a generar un incidente diplomático entre Francia y México. Rompiendo con todas las convenciones del género, el autor coloca al lector y a la realidad frente a frente, sin intermediarios. En esta historia, el narrador es tan sólo el ojo que se pasea sobre los hechos y los ordena. Su mirada es la pregunta, aquí no hay respuestas, solo la perplejidad de lo real”.

El jurado definió la novela como una “narración despiadada a la hora de mostrar los entresijos del poder, las raíces más hondas de la corrupción y su alcance, así como los embotados mecanismos de la justicia. Una novela criminal es también una valiente denuncia del coste social de las políticas que declaran la guerra al crimen sin poner freno a sus causas”.

Con el premio, Volpi (Ciudad de México, 1968) sigue los pasos de Elena Poniatowska y Xavier Velasco, que se han hecho con el galardón. Por otro lado, figuras tan conocidas del mundo de las letras como Carlos Fuentes, Mario Vargas Llosa, Sergio Ramírez, Luis Goytisolo, Manuel Vicent, Ángeles Mastretta, Rosa Montero, Javier Cercas, Eduardo Mendoza, Alfredo Bryce Echenique, José Saramago o Antonio Muñoz Molina han sido parte del jurado de esta distinción.

Volpi, autor en el catálogo de Alfaguara desde hace años, es un escritor prolífico, con tres decenas de publicaciones a sus espaldas a pesar de su juventud. Entre otras, ha firmado las novelas La paz de los sepulcrosEl temperamento melancólico, El jardín devastadoOscuro bosque oscuro, y Memorial del engaño.

También la Trilogía del siglo XX, compuesta por En busca de KlingsorEl fin de la locura y No será la tierra; además de las novelas breves reunidas en Días de ira; los ensayos Mentiras contagiosas, La imaginación y el poder. Una historia intelectual de 1968La guerra y las palabras. Una historia intelectual de 1994, Leer la mente. El cerebro y el arte de la ficción, y El insomnio de Bolívar. Consideraciones intempestivas sobre América Latina a principios del siglo XXI. Su última obra, publicada en 2017, es Contra Trump.

Reputado por ser un escritor exigente, Volpi se muestra partidario de las novelas artísticamente arriesgadas y profusamente documentadas. Sus obras van dirigidas a un lector culto, y plantean gran cantidad de dilemas éticos.

En su carrera literaria y sus intervenciones públicas, ha mostrado un gran interés por la política y por el mundo de la ciencia y sus implicaciones. Se lo considera miembro de la “generación del crack” (autoproclamada heredera de la sensibilidad de la “generación del boom”), junto con Ignacio Padilla, Eloy Urroz, Pedro Angel Palou, Ricardo Chávez Castañeda y Vicente Herrasti.

Es licenciado en Derecho y maestro en Letras Mexicanas por la UNAM, y doctor en Filología Hispánica por la Universidad de Salamanca. Actualmente trabaja de director general del Festival Internacional Cervantino y coordinador de Difusión Cultural de la UNAM.

Una carrera de reconocimientos
Los premios han sido una constante en su carrera. Ha ganado el Biblioteca Breve, el Mazatlán, el Premio de Ensayo Debate-Casa de América, el Planeta-Casa de América, y el Premio Iberoamericano José Donoso, de Chile. Tuvo una beca de la Fundación J. S. Guggenheim, es Caballero de la Orden de Artes y Letras de Francia, y en España recibió la Orden de Isabel la Católica en 2011.

Una novela criminal llegará a las librerías de todos los países hispanoamericanos el 15 de marzo. Para darle mayor escaparate internacional a la obra, este año la editorial cambió la fecha de entrega del premio desde el tradicional mes de abril a enero. El objetivo es llegar así a las ferias de Bogotá, Buenos Aires y el día de Sant Jordi en Barcelona.

El resumen del argumento facilitado por Alfaguara destaca la fidelidad de la obra a los hechos reales: “El 8 de diciembre de 2005, al sur de Ciudad de México, la policía federal detiene a Israel Vallarta y a Florence Cassez y los acusa de secuestro e integración en banda criminal. Al día siguiente, a las 06.47 de la mañana, los canales de televisión Televisa y TV Azteca emiten en directo la entrada de los agentes federales en el rancho Las Chinitas, la liberación de tres rehenes y la detención de Israel y Florence.

"En los días siguientes, los detenidos sufrirán torturas, se les negarán sus derechos y la lista de acusaciones irá en aumento. Pero cuando los abogados defensores captan la inconsistencia entre los partes de detención, los vídeos de la emisión televisiva y la versión de sus defendidos, comienza una carrera contra el tiempo para sacar a la luz uno de los mayores montajes policiales de la historia de México, cuyo desarrollo hizo que se tambalearan los cimientos del gobierno de Felipe Calderón y culminó con un incidente diplomático entre México y Francia".

El Premio Alfaguara está dotado con 175 mil dólares y una escultura de Martín Chirino. De los 580 manuscritos recibidos este año, 62 procedían de México, 261 de España, 88 de Argentina, 69 de Colombia, 45 de Estados Unidos, 21 de Chile, 22 de Perú y 12 de Uruguay.

En el jurado figuraba otro mexicano, el director de Librerías Gandhi, Emilio Achar, junto a Savater, la directora de cine Claudia Llosa, los escritores Mathias Enard y Sergio del Molino, y Pilar Reyes (con voz pero sin voto), directora editorial de Alfaguara.

sc

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS