Grano de Sal apuesta por obras de vanguardia

La editorial busca ofrecer libros de origen académico pero no para académicos
Tomás Granados, director de la editorial Grano de Sal. (JUAN BOITES. EL UNIVERSAL)
18/12/2017
00:21
Yanet Aguilar Sosa
-A +A

Tomás Granados Salinas regresa al mercado editorial con una nueva apuesta: Grano de Sal, una editorial que busca ofrecer libros de origen académico pero no para académicos. “Todos nuestros autores provienen de centros de investigación y de universidades pero sus obras están dirigidas al público general”, señala el director general de esta empresa que pondrá al alcance de los lectores en lengua española obras de vanguardia sobre temas de actualidad en cuatro áreas sociales, ciencias naturales, humanidades y artes.

Encabeza el catálogo Ingreso básico. Una propuesta radical para una sociedad libre y una economía sensata, de Philippe Van Parijs y Yannick Vanderborght; pero ya tienen otros dos libros publicados: ¿Qué es el populismo?, de Jan-Werner Müller; y Los siete pilares de la sabiduría estadística de Stephen M. Stigler; buscan contribuir a los debates públicos con información de calidad y muy bien pensada.

“Todos son libros de fácil lectura, son para analizar problemas y suscitar debates. Ingreso básico y ¿Qué es el populismo?, lo confirman. El primer título no podía ser más oportuno para la situación que vivimos en la precampaña electoral, donde se habla mucho de la idea del ingreso básico, la renta básica, el ingreso ciudadano, pero no todo mundo habla con la misma solidez sobre la idea que es una idea muy sencilla pero tiene muchas sutilezas”, afirma Tomás Granados Salinas.

El segundo libro, asegura el editor, muestra cómo la idea de populismo se usa sin rigor; el autor da una definición muy concreta, que no es única pero que permite decir qué cosas sí son populistas y qué cosas no lo son. “Yo espero con estos libros propiciar algún tipo de cambio o individual o colectivo en la opinión o en la percepción de un fenómeno o en la explicación de algún acontecimiento”, afirma Tomás Granados quien señala que el plan es publicar 10 o 12 títulos al año.

En buena parte del catálogo, Grano de Sal coeditará con entidades académicas como la Asociación Mexicana de Estadística y con el CIDE. “Busco para cada libro estas alianzas porque impacta en una comunidad muy localizable, y hace que compartamos el riesgo empresarial”.

Entre los 12 títulos que aparecerán en este primer año está una “pequeña joyita”, como llama Tomás Granados, es Necesidad de música, una antología de textos sobre música de George Steiner. “Ese libro no se hizo ni en inglés, sino que Rafael Vargas Escalante, como lector de Steiner, fue reuniendo para sí mismo todos los textos escritos por Steiner sobre música; ahora lo proponemos como un libro inédito”, señala Granados Salinas.

Él mismo asegura que su competencia son Turner, Debate y Taurus, y aunque si el catálogo se parece en algún sentido a un área del Fondo de Cultura Económica, se distingue porque estos libros van dirigidos al público en general y no sólo a la comunidad académica.

“Tenemos los derechos mundiales en español de todas las obras de nuestro catálogo, tenemos ya resuelta la distribución en Colombia, en Argentina y muy probablemente en Chile, la tarea pendiente en esto es España, pero confío que entraremos porque tengo los derechos mundiales en español de todos los libros”, dice el editor que también celebra los títulos de Grano de Sal salen al mismo tiempo en versión digital y se venden en Amazon, Kobo y Gandhi.

Mantente al día con el boletín de El Universal

Comentarios