David Huerta recibe el Premio Excelencia en las Letras José Emilio Pacheco

El poeta evocó el Movimiento Estudiantil de 1968 durante la Feria Internacional de la Lectura Yucatán
10/03/2018
23:20
Yanet Aguilar Sosa
Mérida, Yuc
-A +A

Al recibir el Premio Excelencia en las Letras “José Emilio Pacheco” 2018, en la inauguración de la Feria Internacional de la Lectura Yucatán, el poeta, traductor, ensayista y académico David Huerta celebró la obra de los maestros del siglo XX de los que proviene, celebró a uno de sus mayores, José Emilio Pacheco, y a otros mucho más anteriores como Sor Juan Inés de la Cruz y Juan Ruiz de Alarcón, pero también evocó el Movimiento Estudiantil de 1968.

“Cuando digo 1968 traigo entre nosotros el movimiento estudiantil popular del que fui un participante modesto, un brigadista lleno de fervor y alentado por el intenso fuego que estuvo a punto de consumirnos a todos y nos dejó aturdidos y jadeantes a lo largo del año siguiente al que suelo llamar ‘el año de la gran cruda’. Pero sobrevivimos”, dijo el poeta y colaborador de EL UNIVERSAL.

Luego de recibir la Medalla y el diploma que lo acredita con el Premio que le han concedido a otros escritores como Fernando del Paso, Elena Poniatowska, Juan Villoro, Cristina Rivera Garza y en su primera edición al propio José Emilio Pacheco, el poeta y autor de “Incurable”, agregó sobre el Movimiento del 68.

“Hemos vivido todos estos años preguntándonos si todo aquello tuvo sentido y valió la pena, respondiendo esa pregunta una y otra vez, sí, sí tuvo sentido dar esa pelea”, señaló el escritor que también es docente de la Universidad Nacional Autónoma de México y de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México.

Huerta dijo que a ese año y a todo lo que sucedió a partir del mes de julio en la Ciudad de México y en el país “le debo una porción cardinal de lo que soy, de lo que quisiera conseguir, de lo que pienso, de mis convicciones, de lo que no tengo más remedio que llamar: mis ideales”.

El discurso de Huerta, dedicado, dijo, a unas cuantas ideas en torno a la literatura, la solidaridad, la inteligencia y la poesía, reconoció la obra de Pacheco, porque dijo que pocos escritores, pero nadie como José Emilio Pacheco “han sido capaces de entender a todos esos poetas, fabulistas y profetas”.

En la ceremonia que estuvo presidida por el gobernador de Yucatán, Rolando Zapata Bello, la escritora Cristina Pacheco, antes de celebrar el otorgamiento del Premio a David Huerta, dijo “no soy la viuda de José Emilio Pacheco, soy la mujer de José Emilio Pacheco”; luego reconoció en Huerta todas muchas de las virtudes que trabajó su marido.

Por su parte, el poeta Jorge Ortega, quien hizo la semblanza de David Huerta dijo que se trata del mejor poeta vivo de México y que su poesía de representa en su conjunto un desafío a la tentación de cualquier encasillamiento.

“Proteica es en suma tal vez, el adjetivo que mejor pudiera retratarla, un término que engloba la amplia gama de estímulos que la han alimentado a través de todo este tiempo. David Huerta es un poeta a cuya avidez y curiosidad no le basta la poesía literaria”, señaló Ortega, quien se considera discípulo de Huerta.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS