Vivian Maier, de "Mary Poppins" a fotógrafa secreta

La galería WestLicht de Viena indaga la personalidad y las ideas de la fotógrafa
Vivian Maier, de "Mary Poppins" a fotógrafa secreta
Autorretrato de la fotógrafa Vivian Maier, cuya colección fue adquirida por John Maloof. Foto: AP/Maloof Collection Ltd., Vivian Maier, archivo
29/05/2018
11:04
EFE
Viena
-A +A

Vivian Maier era una niñera anónima de Nueva York hasta que a su muerte, hace nueve años, se descubrió un valioso tesoro de decenas de miles de fotografías. Más allá de la leyenda de la artista secreta, la galería WestLicht de Viena indaga en una muestra en la personalidad y las ideas de la fotógrafa.

La enigmática Maier deambuló por las calles de Nueva York y Chicago en la segunda mitad del siglo XX e hizo decenas de miles de instantáneas que, descubiertas por azar, la han situado entre los grandes de la fotografía.

"Ya era hora de que el público pudiera disfrutar del fenómeno de las fotografías de Vivian Maier en Viena, especialmente porque ella tenía raíces austríacas", declara a Efe Fabian Knierim, conservador de la Galería WestLicht.

Un centenar de sus obras y unos nueve rollos de vídeos caseros se pueden ver desde hoy hasta el 19 de agosto en una de las galerías de fotografía más prestigiosas de Europa, en la exposición "Vivian Maier, Street Photographer".

vivian_maier_.1.jpg
Fotografía titulada "Sept., 1956, New York, N.Y.", de Vivian Maier. Foto: AP/Maloof Collection Ltd., Vivian Maier, archivo

Knierim recuerda que su objetivo es ir más allá: que además de apreciar los trabajos expuestos, el público reflexione sobre la vida y el pensamiento de Maier (1926-2009). Para ello, añade, se han organizado "charlas y visionados de documentales, que se harán en la propia sala de exposiciones".

Entre los actos destacan una charla con Nadja Köffler, experta en feminismo, que analizará el papel de Maier en una disciplina en la que siempre han destacado los hombres, o la clase magistral que dará la historiadora Christin Müller sobre la necesidad de autorretratarse de mujeres artistas a lo largo de los siglos.

Y es que una de las temáticas que más se repite a lo largo de la obra de Maier son sus autorretratos, que para Knierim se pueden leer como una manera de la artista de reafirmarse a sí misma: "Se retrata como una fotógrafa, con una cámara profesional, como queriendo decir: no soy solo una niñera".

vivian_maier_.2.jpg
Fotografía titulada "January 9, 1957, Florida.", de Vivian Maier. Foto: AP/Maloof Collection Ltd., Vivian Maier, archivo

Durante toda su vida y de manera constante, Maier se dedicó a capturar lo que nadie más mostraba, con un talento para revelar los pequeños detalles cotidianos, y nunca compartió su trabajo con sus conocidos.

Su extensa obra, más de 100 mil negativos, filmaciones caseras y grabaciones sonoras, se convirtió en una leyenda después de ser descubierta por casualidad en 2007.

Ese año John Maloof, que quería escribir un libro sobre la historia de Chicago, compró en una subasta un almacén en el que se encontraban las pertenencias abandonadas de la entonces desconocida Maier.

vivian_maier_.3.jpg
Fotografía que lleva por nombre "Chicago, Ill.", de Vivian Maier. Foto: AP/Maloof Collection Ltd., Vivian Maier, archivo

Dos años después, Maloof se dio cuenta del valor artístico de su adquisición y quiso dar con la antigua autora. Sin embargo, Vivian Maier había fallecido unas semanas antes en una residencia, tras pasar sus últimos años viviendo de la ayuda económica que le dieron los niños que había cuidado.

"Su historia, como sacada de un cuento de hadas de Hollywood o de la célebre Mary Poppins, no debe eclipsar la altísima calidad de sus fotografías", advirtió Knierim, destacando su sensibilidad y su capacidad para la composición de imágenes.

nrv

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS