aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Recuperan 450 años de la historia de la ciudad de México

Una cronista, un arqueólogo y un literato contaron la historia de esta ciudad de México; el libro da continuidad a la crónica que hizo Francisco Cervantes de Salazar en 1554
Recuperan 450 años de la historia de la ciudad de México

AMANTES DE LA URBE. Eduardo Matos Moctezuma, Ángeles González Gamio y Vicente Quirarte conjuntaron esfuerzos. (Foto: CORTESÍA PLANETA EL UNIVERSAL )

Miércoles 12 de diciembre de 2012 Yanet Aguilar Sosa | El Universal
Comenta la Nota

yanet.aguilar@eluniversal.com.mx 

Una cronista, un arqueólogo y un literato decidieron caminar la ciudad de México a la manera que lo hizo Francisco Cervantes de Salazar en 1554; y al hacerlo construir una crónica de la ciudad en este Siglo XXI. Ángeles González Gamio, Eduardo Matos Moctezuma y Vicente Quirarte son los tres protagonistas de 1554 México 2012, un libro que pretende hacer un rescate de los personajes que desde la arqueología, la historia y la literatura han construido esta gran urbe que sigue siendo el ombligo de México.

Quisieron hacerlo a la manera de Cervantes de Salazar, el escritor español que apoyado en tres personajes -dos oriundos de la ciudad y un forastero- describe la ciudad de entonces, la del Siglo XVI, en una crónica que arranca en la calzada de Tacuba. Ellos también arrancaron en la calle de Tacuba, al pie de El Caballito de Tolsá y en su andar redescubrieron los edificios, las historias, las estructuras, las creaciones literarias y los hallazgos arqueológicos que ha habido en esta ciudad que otrora fuera “la región más transparente”.

Si en su texto México en 1554, aquel cronista del siglo XVI repasó la ciudad a partir tres personajes: Zuazo, Zamora y Alfaro, en esta nueva crónica están: Vicente, Ángeles y Eduardo, los tres amantes de la ciudad de México actual que rescatan las historias de esta urbe que tiene siete siglos de historia y confirman que sin importan dónde viven los mexicanos siempre tienen claro que el centro del país es su centro, aunque se ha convertido en un salón de usos múltiples donde lo mismo se monta una pista de hielo que se instala un campamento de maestros.

“Inspirados en esta imagen que nos daba Francisco Cervantes de esta ciudad en la que prácticamente la mayoría de sus edificios ya no existen, se nos ocurrió hacer el recorrido con tres personas que fuera una cronista de la ciudad como es Ángeles, un literato que ha escrito sobre la ciudad que es Vicente Quirarte y un arqueólogo que ha excavado en la ciudad, los tres profundos amantes de la misma. Nos reunimos un día al pie del caballito de Tolsá y empezamos allí la recuperación de historias”, señala el arqueólogo Matos Moctezuma, que ha estado al frente del proyecto Templo Mayor.

En ese caminar por el centro de la ciudad de México, cada uno de los tres autores iba aportando anécdotas, historias, nombres de personajes, pasajes históricos de los edificios y calles del Centro Histórico que encontraban a su paso. Así, González Gamio habla por ejemplo de la calle Filomeno Mata y recupera algo de su historia: dice que Mata que fue proclive al gobierno de Porfirio Díaz, que luego apoyó a Francisco I. Madero y que falleció en Veracruz; o da cuenta de la calle de Bolívar.

En ese momento Vicente Quirarte recupera las historias de cantinas y pulquerías, y los textos de José Joaquín Blanco; es allí cuando Eduardo Matos Moctezuma recupera las crónicas de Bernal Díaz del Castillo, la historia de Tlatelolco, el sitio a Tenochtitlan, los enemigos de los aztecas y cómo Cuauhtémoc fue capturado el 13 de agosto de 1521.

Redescubriendo la ciudad

Ángeles González Gamio, Vicente Quirarte y Eduardo Matos Moctezuma conocen las entrañas de la ciudad de México y desde allí han escrito libros y hecho divulgación, siempre por separado; pero en este proyecto miraron la ciudad desde su propia óptica para un mismo libro. “Vimos la ciudad con otros ojos, con los ojos del arqueólogo que aportaba sobre lo qué había antes, que relacionaba lo que hay arriba con lo que había abajo; también está la mirada del literato que nos dio el repaso poético y literario de estos lugares, también está la crónica; los tres en conjunto fuimos tejiendo una sola historia”, señaló la cronista.

1554 México 2012 (Joaquín Mortiz) es un viaje al pasado desde el presente más presente, es una inmersión a los hechos que ha protagonizado la ciudad en 450 años de historia, porque decidieron darle continuidad al repaso que ya había hecho Cervantes de Salazar, que había llegado a 1554. “Está secuencia del libro que está cargado de historia, está dando un repaso de nuestra ciudad; está lleno de toda una serie de vicisitudes y cosas que es lo que queremos rescatar de lo que fue y de lo que es esta urbe”, señala Matos Moctezuma.

En esa recuperación histórica, literaria y arqueológica de la ciudad están los mitos y los símbolos de esta ciudad, la gran inundación de 1629 que acabó con la ciudad y que luego de los cinco año paso inundada ese territorio fue de nuevo la base sobre la que se edificó una nueva ciudad, ahora completamente novohispana; están los innumerables hallazgos arqueológicos en el Templo Mayor, todos bajo la dirección de Eduardo Matos Moctezuma; sin olvidar los más importantes pasajes literarios protagonizados por La Güera Rodríguez, Manuel Acuña el poeta que se suicidó aquí y otras tantas historias citadinas.

González Gamio reconoce que acompañada de Quirarte y Matos Moctezuma redescubrió la ciudad de México, los tres han dedicado una vida a este territorio que ha tenido a excelentes cronistas, desde Hernán Cortés, Bernal Díaz del Castillo y Fray Diego Durán y Fray Bernardino de Sahagún, hasta Miguel León-Portilla, Luis González de Obregón, Salvador Novo, Artemio de Valle-Arizpe, que juntos han hecho un retrato de esta ciudad.

El libro 1554 México 2012, que se presentará el próximo domingo 16 de diciembre en la sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes, a las 12 horas, con los tres autores y Miguel León-Portilla, incluye una serie de viñetas y acuarelas sobre la ciudad de México realizados por el artista Rafael Guizar, quien mantiene su taller en un edificio del Centro Histórico que de a la Plaza de la Constitución y cada día sale a recuperar la historia de esta noble Ciudad de México.



Comenta la Nota.
PUBLICIDAD