aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Mapa genómico del maíz palomero, listo

Científicos mexicanos secuenciaron el código genético de esta planta; los resultados del ambicioso estudio serán entregados al presidente Felipe Calderón
Sábado 23 de junio de 2007 Ricardo Cerón | El Universal

V arios milenios después de que en las cuencas del río Balsas, en Michoacán, comenzara el cultivo del maíz, investigadores mexicanos descifraron los más íntimos secretos de esta planta al secuenciar su código genético, en lo que es considerado el proyecto genómico más ambicioso a nivel mundial realizado por una sola nación.

Luego de tres años de investigación, el Laboratorio Nacional de Genómica para la Biodiversidad (Langebio) en el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav) Irapuato concluyó la secuenciación del genoma del maíz, con lo cual México, como centro de origen de este cultivo, se coloca en una posición relevante y estratégica frente a países como Estados Unidos, que están en vías de secuenciar variedades comerciales de esta gramínea.

De acuerdo con Alfredo Herrera Estrella, el genoma del maíz palomero es 25% menor al que secuencian en Estados Unidos; además, es una de las primeras variedades que se comenzaron a cultivar en el actual territorio mexicano y su siembra se extendió desde el sur del país hasta los EU.

Aunque sólo se mapeó el código genético de una sola raza de maíz, ésta facilitará hacer las comparaciones con otros maíces, porque en principio los genomas son más parecidos.

De hecho, el centro de estudios proyecta realizar un análisis de los grandes grupos de maíces que hay en nuestro país, los cuales se calcula en varios cientos.

El maíz palomero posee 53 mil genes, pero la parte que especifica todas las características de la especie representa apenas 7% de este genoma; el otro 93% es de secuencias que están repetidas muchas veces y no se entiende la razón por la que están allí.

Tras este estudio se logró detectar genes involucrados con la resistencia a enfermedades que dañan el maíz, tolerancia a la sequía, eficiencia en el uso de fertilizantes y productividad, los cuales podrían ser patentados y beneficiar a los productores mexicanos.

La intención -explica Herrera Estrella- es realizar transferencias genéticas de una raza de maíz a otra para incrementar la calidad y volumen de producción de este cultivo.

Por ejemplo, en México hay razas de maíz que son más resistentes a sequías, pero desafortunadamente no producen granos en grandes volúmenes, por lo que se buscará transferirle a las especies más comerciales, los genes que brinda una mayor tolerancia a la sequía.

Por el momento, los científicos trabajan en el análisis del mapa genómico del maíz palomero, con el fin de encontrar el orden en el que están los nucleótidos, es decir, las partes del ácido desoxirribonucleico (ADN).

"Es como si tratáramos de hacer un libro. Primero debemos tener las letras, luego formar las palabras, posteriormente hacer oraciones y más adelante establecer los capítulos hasta completar el texto."

La importancia de este proyecto para México es tal, que en las próximas semanas el presidente Felipe Calderón acudirá al Cinvestav Irapuato, donde se realizó esta secuenciación, para conocer los pormenores de los resultados logrados por el equipo formado por Luis Herrera Estrella, Octavio Martínez de la Vega y Alfredo Herrera Estrella.

Ésta será la primera vez que un presidente de México acuda a recibir los resultados de una investigación realizada en el país, no obstante que en países europeos y en Estados Unidos es una práctica común.

El director del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), Juan Carlos Romero Hicks, explicó que dicha visita será con el objetivo de que el genoma del maíz sea entregado a una autoridad pública y dar a conocer los alcances de ese logro.

Originalmente, la visita estaba programada para la semana pasada; sin embargo, los compromisos en la reunión del G8+5 impidieron que Calderón acudiera a ese centro de investigación.

Los científicos del Cinvestav Irapuato consideran importante señalar la necesidad de mayores recursos económicos a esta investigación.



PUBLICIDAD