aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Vórtice, una alegoría sobre la producción del libro de texto

Un video y una máquina construida con piezas hechas de páginas, en la muestra de Marcela Armas, en el MUAC
Vrtice, una alegora sobre la produccin del libro de texto

DISEÑO. Está formado por una estructura con tres ejes; los engranajes se construyeron a partir de la transformación del papel de los libros de texto con ayuda de resinas y luego se cortaron . (Foto: CORTESÍA MUAC )

Martes 22 de octubre de 2013 Sonia Sierra | El Universal
Comenta la Nota

ssierra@eluniversal.com.mx  

El punto de partida de Vórtice es hacer una indagación sobre la naturaleza material del libro de texto, puntualiza la artista Marcela Armas.

Desde hace 10 días, la artista presenta en el Museo Universitario de Arte Contemporáneo (MUAC) su proyecto Vórtice, exposición que consta de una pieza que es una máquina y un video; ambos guardan meses de trabajo, investigación y construcción. Es un proyecto que trabajó con diversas instancias universitarias y estudiantes.

Esta muestra, que es parte del proyecto Sexta Sur ,realizado en el MUAC (que estuvo integrado por exposiciones de Edgardo Aragón, Laura Lima, Carlos Bunga y Marcela Armas), se exhibirá hasta el dos de febrero de 2014.

“Lo que hemos hecho es un análisis de las condiciones históricas del libro de texto, desde que se funda la Comisión Nacional del Libro de Texto Gratuito (Conaliteg), por dónde pasaron las negociaciones, los conflictos, todo lo que da sentido a este libro, y por otro lado hicimos una investigación de los procesos de producción del libro en todas sus etapas”, explica Marcela Armas.

Entre otros contextos, Armas tomó en cuenta que actualmente se producen más de 218 millones de libros al año, lo que marca un proceso industrial para el libro y sus contenidos, y además, que existe desde 2004 un decreto presidencial que obliga a las dependencias de la administración pública federal a donar sus archivos muertos con que el fin de que con todo este papel se fabriquen los libros de texto.

Es así, entonces, que en las páginas de lo que hoy es un libro de historia o uno de matemáticas alguna vez estuvieron escritos documentos de las secretarías de Relaciones Exteriores, de la misma Presidencia o de la propia SEP.

Alejandra Labastida y Cecilia Delgado son las curadoras de la exposición; Labastida compara el proceso con una exploración geológica que permite “conocer” las múltiples capas que componen el material que alguna vez fue papel y documento oficial, que luego fue hoja de papel de un libro y que ahora, en el trabajo de Armas, es una pieza de engranaje en una máquina que la artista describe con una palabra: alegoría.

“Intentamos llevar la investigación al nivel de la alegoría, de la metáfora, que es transformar los libros, subvertir su naturaleza para producir unas piezas que son engranajes y con éstos construimos una máquina de movimiento mecánico, donde operan todos estos contenidos”, dice la artista.

Armas indagó en todo el recorrido que viven estos materiales. “Hay un nivel simbólico muy importante, una transferencia de las entidades burocráticas del país. Hay toda una regulación que pasa por el Archivo General de la Nación que determina qué no tiene un valor histórico, entonces se destruye, se pasa a una planta de reciclaje, se transforma en un papel nuevo; nos interesó ver las capas y los distintos niveles de lectura. El libro sigue siendo un resguardo, no sólo por lo visible, sino por aquello que es su memoria”.

Armas, quien como casi todos los mexicanos creció y se educó con libros de texto, prefiere no hablar de lo que éstos significaron para ella, sino concentrarse en los procesos paralelos que ahora ha advertido al hacer esta investigación. Y aunque considera que el libro “es una especie de monitor, una brújula del estado de las cosas en el momento que estamos viviendo”, aclara que no le interesa hacer un juicio sobre este libro.

Lo material y la producción son factores que quedan registrados tanto en el video como en la máquina que Armas construye: “La crisis que vivimos, no sólo en lo educativo, sino socialmente, tiene que ver con la manera en que nos hemos ido adaptando a nuevas formas de producción y consumo, a nuevas formas donde lo material está integrado a nuestras vidas. No podemos pensarnos sin esta sociedad que gira en torno al materialismo; seguir de cerca estos procesos de producción nos ayuda a poder comprender”, concluye.

En el marco de la exposición se realizará la mesa redonda “La mecánica educativa: ideología y Estado fallido”, el 31 de octubre a las 17 horas en la sala 6 del MUAC.



Comenta la Nota.

 

PUBLICIDAD