Se encuentra usted aquí

Let’s play two

La afición de Carstens por el beisbol es reconocida y especialmente por el equipo los Cubs de Chicago. Por ello, podemos concluir haciendo referencia a la célebre frase de Ernie Banks, primera base de los Cubs de Chicago: “It’s a beautiful day for a ballgame… Let’s play two”. Suerte en este segundo juego de Agustín Carstens ahora al frente del BIS
15/11/2017
02:03
-A +A

La semana pasada Banxico dio a conocer su anuncio de política monetaria, en el que la Junta de Gobierno mantuvo la tasa de referencia en 7%, como era ampliamente esperado por el mercado. Si bien el tono del comunicado fue más hawkish –i.e. sesgo a implementar una postura monetaria más restrictiva hacia delante– lo más relevante del anuncio del jueves pasado es que fue producto de la última reunión de Agustín Carstens como gobernador del banco central. La renuncia de Carstens responde a su designación como gerente general del Banco de Pagos Internacionales (BIS por sus siglas en inglés), institución financiera que agrupa a 60 bancos centrales que representan alrededor de 95% del PIB global.

Agustín Carstens ha tenido una destacada carrera como funcionario público, misma que comenzó en el Banco de México, donde se desempeñó como analista en el área de Operaciones Internacionales. En la academia siempre fue un alumno destacado. Se graduó del ITAM en 1982 con mención honorífica y su tesis de licenciatura titulada La Determinación del Tipo de Cambio Forward: El Caso de México obtuvo tanto el premio Banamex como el premio Tlacaélel.

Posteriormente estudió en la Universidad de Chicago, donde concluyó su doctorado en Economía en menos de tres años.

Cabe destacar que dentro de la facultad de Economía en dicha universidad participaban algunos de los economistas más influyentes de las últimas décadas en la teoría y el análisis económico, tales como George Stigler (Premio Nobel de Economía, 1982), Ronald Coase (Premio Nobel de Economía, 1991), Gary Becker (Premio Nobel de Economía, 1992), Robert Fogel (Premio Nobel de Economía, 1993), Merton Miller (Premio Nobel de Economía, 1990), James Heckman (Premio Nobel de Economía, 2000), Robert Lucas (Premio Nobel de Economía, 1995), Eugene Fama (Premio Nobel de Economía, 2013), así como otros economistas sobresalientes como Robert Barro, Arnold Harberger y Kevin Murphy. Posteriormente, regresó al banco central y se desempeñó –entre otros puestos– como director general de Investigación Económica.

Como secretario de Hacienda y Crédito Público (cargo que asumió el 1 de diciembre de 2006 y que dejó en diciembre de 2009 al ser nombrado integrante de la Junta de Gobierno de Banxico), Carstens implementó las políticas fiscales necesarias para fortalecer los fundamentales macroeconómicos de nuestro país. En este periodo, la SHCP logró incrementar la recaudación tributaria como porcentaje del PIB de 9.2% en 2006 a 12.5% en 2009. Parte de la mayor recaudación se logró al aumentar el IVA y el ISR en 1%. No obstante, en ese periodo Carstens enfatizaba que la Secretaría de Hacienda bajo su cargo iba a realizar los cambios estructurales necesarios para garantizar la solidez fiscal de nuestro país.

De igual forma, blindó las finanzas públicas en 2008 al adquirir las coberturas petroleras antes de que se desplomara el precio del petróleo tras la crisis financiera de 2009. Ello significó un ahorro para el país de alrededor de 5 mil millones de pesos.

El 1 de enero de 2010, Agustín Carstens asumió la gubernatura del Banco de México. Hay varios logros importantes de Banxico en el periodo en que Carstens ha fungido como gobernador del instituto central, sobresaliendo la estabilidad de precios y, en particular, que la inflación haya alcanzado su mínimo histórico de 2.13% al cierre de 2015.

Si bien actualmente se ha incrementado a 6.37%, ello refleja principalmente los ajustes a los precios de los energéticos tras la implementación de la reforma energética a principios del presente año, así como la depreciación acumulada de la divisa mexicana ante el resultado electoral en EU durante 2016 y la incertidumbre en torno al futuro de la relación comercial entre México y EU. Ahora bien, en este periodo de alta volatilidad, el banco central ha sido capaz de mantener ancladas las expectativas inflacionarias.

Otro logro importante del instituto central en este periodo es la publicación de las minutas de política monetaria, que implicó un cambio significativo en la comunicación del banco central. Como gobernador del Banco de México, también fue miembro del Consejo de Administración del BIS, presidió el Comité Permanente de Evaluación de Vulnerabilidades del Consejo de Estabilidad Financiera (2013-2015) y fue nombrado presidente del Comité Monetario y Financiero Internacional del FMI.

Agustín Carstens también cuenta con logros adicionales en el ámbito internacional. Se incorporó al Fondo Monetario Internacional como director ejecutivo entre 1999-2000; y posteriormente, en agosto de 2003, fungió como subdirector gerente representando a más de 70 países.

Al distinguirse en sus dos periodos dentro por tener un desempeño excepcional, ya como gobernador de Banxico fue candidato para la dirección general del FMI. Lo destacable de su candidatura fue que por primera vez en la historia se consideró que un candidato no europeo podría aspirar al puesto más alto del FMI.

La afición de Carstens por el beisbol es reconocida y especialmente por el equipo los Cubs de Chicago. Por ello, podemos concluir haciendo referencia a la célebre frase de Ernie Banks, histórico shortstop y primera base de los Cubs de Chicago: “It’s a beautiful day for a ballgame… Let’s play two” (Es un hermoso día para un juego de pelota... Juguemos dos). Suerte en este segundo juego de Agustín Carstens, ahora al frente del BIS.

Me queda claro que como siempre pondrá el nombre de México en alto. Gracias por su labor en bien de la economía mexicana, misma que servirá de guía para el próximo gobernador de Banxico.
 

Economista Senior de Grupo Financiero Banorte. Las opiniones que se expresan son responsabilidad exclusiva del autor.

 

El autor es Economista Senior para México de Grupo Financiero Banorte. Las opiniones son responsabilidad absoluta del autor

Comentarios

 

MÁS EN OPINIÓN