aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Obligan carencias económicas a jóvenes a prostituirse, dicen

Lamenta Julieta Graciela Flores Medina, responsable del Centro de Atención a la Mujer (CAM) en Nezahualcóyotl, la situación de las adolecentes para que se dediquen a la prostitución
Sábado 16 de marzo de 2002 Juan Lázaro | El Universal

NEZAHUALCÓYOTL, Méx. Norma forma parte de las estadísticas jóvenes en este municipio cuyas edades fluctúan entre los 15 y 24 años de edad y que tienen que dedicarse a la prostitución porque no tienen otra opción de empleo.

Ella recorre en un taxi los hoteles de ciudad Nezahualcóyotl para ofrecer su servicios como sexoservidora a hombres que la soliciten a través de una llamada telefónica.

Julieta Graciela Flores Medina, responsable del Centro de Atención a la Mujer (CAM) en Nezahualcóyotl, señaló que es lamentable la situación de que estas jovencitas se dediquen a la prostitución.

Reconoció que la situación es tan difícil con las familias de estas muchachas que tienen que trabajar en la vida nocturna.

Así, Norma Angélica Preciado, junto con otras de sus compañeras, tienen que buscar un espacio en los más de 300 centros nocturnos o lugares donde se ofrece servicio de masajes, para ganar entre 300 a 500 pesos por día.

Norma Angélica, quien fue aprehendida por el Grupo de Combate a la Delincuencia, informó que por su necesidad de empleo acudió al llamado de un anuncio que apareció en un periódico. A través de un contacto que hizo por teléfono fue a una cita con el señor Felipe Jasso Arenas, de 48 años de edad, quien le ofreció el empleo de masajista.

Pero al iniciar su trabajo se le dijo que tenía que acudir a diversos hoteles para atender a hombres que así lo solicitaran.

Ella se dio cuenta de que cayó en una red que se dedica a la prostitución del servicio de masajes.

Pero aun así no tuvo otra opción y cada noche a bordo del taxi ecológico placas 821KYP, el cual era conducido por el mismo Felipe Jasso, recorría la ciudad atendiendo los servicios que le pedían.

Sin embargo a ella sólo le pagaban 150 de los 500 pesos que cobran por el servicio de masaje.

La mujer señaló que no tienen otras opciones y no es la única en ciudad Nezahualcóyotl que realiza esta labor, ya que tan sólo basta ver los anuncios de cualquier periódico para darse cuenta de que otras jóvenes también tienen que vivir del sexo.



PUBLICIDAD