México refinancia deuda con bonos por mil 260 mdd

Hacienda informó que colocación no representa mayor endeudamiento
La colocación de deuda en el mercado japonés se realizó sin el apoyo de algún banco de desarrollo de la esa nación (SHIZUO KAMBAYASHI. AP)
13/04/2018
00:15
Leonor Flores
-A +A

[email protected]

En medio del aumento de las tensiones geopolíticas, la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y a 80 días de las elecciones federales, México logró una emisión de bonos samurái a un costo muy bajo que servirá para refinanciar deuda que vence en 2019.

Tras el cambio de perspectiva negativa a estable de la nota crediticia de Moody’s, una de las tres calificadoras más grandes del mundo de la deuda soberana mexicana, el gobierno acudió al mercado japonés sin el respaldo de algún banco de desarrollo nipón, como en colocaciones pasadas, para emitir cuatro bonos por 135 mil millones de yenes, equivalentes a mil 260 millones de dólares aproximadamente.

Desde hace dos años, México no había emitido bonos samurái. La última vez fue en junio de 2016, por un monto similar de 135 mil millones de yenes; en julio de 2014 logró colocar 60 mil millones de yenes, unos 592 millones de dólares.

No es endeudamiento. Al respecto, el titular de la Unidad de Crédito Público de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Juan Pablo Newman, aclaró que la colocación no representa un mayor endeudamiento de México.

“Esta transacción servirá para refinanciar deuda del próximo año”, explicó el funcionario en entrevista con EL UNIVERSAL.

Es decir, se hace una nueva emisión de bonos para pagar los que alguna vez se emitieron en el pasado, pero de próximo vencimiento.

Newman destacó que a principios de año el gobierno federal llevó a cabo dos operaciones, una en el mercado de dólares y otra de eurobonos, que fueron para refinanciar deuda externa de este año.

Aceptó que recuperar la perspectiva estable en la calificación de riesgo por parte de Moody’s Investors Service produjo mejores condiciones para que México accediera a los mercados internacionales.

Enfatizó que hay confianza de los inversionistas porque reconocen la estabilidad macroeconómica, la disciplina financiera y que la consolidación fiscal se lleva a cabo.

Sobre si el éxito de la colocación y el voto de confianza que mostraron los inversionistas también es sobre el resultado de las elecciones, dijo que más que nada es por la solidez de las instituciones.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS