aviso-oportuno.com.mx

Suscríbase por internet o llame al 5237-0800




Hubble mide velocidad de estrellas

El grupo de jóvenes estrellas equivale a la masa de más de 10 mil soles en un volumen cuyo diámetro es de sólo tres años luz

NGC 3603 Vista parcial de la nebulosa gigante, el color verde señala, según intensidad, la luz emitida por hidrógeno ionizado. (Foto: Especial Max Planck Institute )

Jueves 03 de junio de 2010 Redacción | El Universal00:49
Comenta la Nota

El telescopio espacial Hubble observó y midió un cúmulo de estrellas jóvenes que, contrario a la estabilidad que se esperaría,  se desplazan a una velocidad uniforme de 4.5 kilómetros por segundo.

El Instituto Max Planck de Astronomía en la ciudad alemana de Heidelberg y la Universidad de Colonia compararon observaciones de la nebulosa NGC 3603 tomadas en 1997 con otras de 2007 con la misma cámara y el mismo filtro, señaló el diario español El Mundo.

En 234 de las 800 estrellas observadas, los astrónomos pudieron medir su velocidad que suficiente precisión. En cúmulos globulares, las estrellas más pequeñas se mueven más rápido que las estrellas grandes.

El grupo de jóvenes estrellas equivale a la masa de más de 10 mil soles en un volumen cuyo diámetro es de sólo tres años luz, mientras que en un volumen similar en las cercanías de la Tierra sólo existe una estrella, el Sol, informó el Instituto Max Planck.

"Nuestras medidas tienen una precisión de 27 millonésimas de segundo de arco por año. Este pequeñísimo ángulo corresponde al diámetro aparente de un cabello humano visto desde 800 kilómetros de distancia", dijo Boyke Rochau autor del estudio, que dirige Wolfgang Brandner y publica The Astrophysical Journal Letters.

Es la primera vez que se han podido medir movimientos estelares exactos en un grupo tan compacto de estrellas jóvenes, indicaron los investigadores.

Los astrónomos concluyen que las velocidades de las estrellas son independientes de su masa y que aún reflejan las condiciones existentes en el momento de su formación, hace cerca de un millón de años, cuando se colapsó una nube gigantesca de gas y de polvo.

En casos tales como la región NGC 3603, donde la nube es excepcionalmente masiva y compacta, este proceso es muy rápido e intenso y se suele conservar la atracción gravitacional de sus orígenes.

A largo plazo estos racimos de estrella compactos pueden desarrollar enormes bolas de estrellas conocidas como racimos globulares, que siguen unidos debido a la gravedad por millones de años.

Andrea Stolte, de su mismo equipo, añade que esta investigación será fundamental para los astrónomos que intentan entender cómo se forman y evolucionan estos racimos de estrellas.


Leer artículos originales (en inglés)

Instituto Max Planck

The Astrophysical Journal Letters

 

vrs



Comenta la Nota.
PUBLICIDAD