Entregan doctorado "honoris causa" a José Narro en Chile

Universidad de Santiago reconoce su defensa a la universidad pública; el secretario de Salud asegura que se debe combatir el rezago educativo
Durante la ceremonia en la que recibió el galardón, Narro Robles se refirió a la desvalorización de la política como un problema que aqueja a la sociedad, el cual aleja a los jóvenes y disminuye las posibilidades de alcanzar acuerdos (SSA)
04/07/2017
03:18
Perla Miranda
-A +A

[email protected]

José Narro Robles, secretario de Salud, recibió el grado de doctorado honoris causa por la Universidad de Santiago de Chile, por su defensa a la universidad pública y su impulso a los procesos de integración Universitaria en América Latina y el Caribe.

En la ceremonia donde recibió el galardón de manos del rector, Juan Manuel Zolezzi Cid, aseguró que no habrá un desarrollo verdadero y mejores niveles de vida mientras prevalezca la muerte infantil, el rezago educativo, la falta de empleo digno y la carencia de los niveles mínimos de bienestar en la población.

Durante su discurso, el titular de Salud destacó que los países de América Latina y el Caribe pueden superar sus diferencias con unidad y colaboración a través de programas que ofrezcan a la sociedad un futuro mejor.

Manifestó que es el momento de cambiar las perspectivas y los enfoques de las políticas adoptadas en el pasado, para construir nuevas utopías.

“Es hora de pensar en lo más importante que es la gente y no las cosas, ni los bienes materiales. Ninguna política, ningún modelo económico vale la pena si no produce bienestar social, si no facilita la igualdad de oportunidades”.

Durante la ceremonia se refirió a la desvalorización de la política como un problema que aqueja a la sociedad, el cual aleja a los jóvenes y disminuye las posibilidades de alcanzar acuerdos.

Narro Robles dijo que hace falta más congruencia entre pensar, decir y hacer; mayor eficiencia en los resultados que se obtienen; más compromiso en el trabajo para los que más requieren.

Dejó claro que, si bien la educación no resuelve todos los problemas, sin ella no se encuentra solución a ninguno de los que afectan significativamente a la sociedad.

Indicó que la salud está en todo, que es un derecho y un igualador social; un requisito para el progreso y disfrute de la vida ya que, para cualquier gobierno, salud y educación son las dos grandes pinzas del desarrollo social.

Al final de su discurso reconoció que las universidades constituyen el mayor instrumento para la construcción de un mejor futuro para nuestras sociedades, debido a que son fundamentales para el desarrollo y reforzamiento de los valores democráticos.

Antes dijo que la salud debe ser vista como una inversión que ofrece retornos valiosos a la sociedad. Cuando se cuenta con población saludable, hay un crecimiento económico sostenible e incluyente, aseguró Narro Robles durante su participación en la Reunión de Alto Nivel: Todas las mujeres, todos los niños, convocada por la ONU.

En su presentación “Prosperar, lograr la salud y el bienestar”, el funcionario detalló las políticas y estrategias que ha puesto en marcha México para mejorar las condiciones de salud de mujeres, niños y adolescentes. Al referirse a las acciones orientadas al bienestar de los menores de edad, destacó la creación de 26 Centros Regionales de Desarrollo Infantil y Estimulación Temprana, en los cuales se detectan y atienden problemas del neurodesarrollo en pequeños de cinco años.

Señaló que en conjunto con el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), se diseñó la tarjeta Mejorando el desarrollo de mi hijo, que se ha entregado a 11.2 millones de padres de familia.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS