“Buscamos cambiar la vida de las personas”

Inauguran en Morelos Centro de Rehabilitación y Educación; brindará atención de tercer nivel a personas con discapacidad
Elena Cepeda de León, presidenta del DIF Morelos. (CORTESÍA ENTREVISTA)
04/05/2017
02:05
Horacio Jiménez
-A +A

[email protected]

La presidenta del DIF Morelos, Elena Cepeda de León, destaca una de las obras más importantes de la administración del gobernador Graco Ramírez Garrido Abreu: el Centro de Rehabilitación y Educación Especial (CREE) que hoy se inaugura y el cual brindará atención de tercer nivel para personas con alguna discapacidad y tendrá la posibilidad de atender a 25 mil pacientes al año. Se estima que pueda brindar 255 mil 560 terapias y se calculan 13 mil 420 estudios de diagnóstico al año.

Presume que este complejo estará mejor que los del Teletón. El CREE también generará empleos, puesto que las cafeterías van a ser atendidas por jóvenes con Síndrome de Down, aprenderán el oficio de la panadería y cómo poner una mesa o servir un plato.

El centro de rehabilitación y educación está dotado con un laboratorio para generar 5 mil 180 prótesis a precios más económicos, incluso la beneficencia pública ayudará a personas de escasos recursos que las requieren.

En entrevista con EL UNIVERSAL, Elena Cepeda de León detalla que tendrá la capacidad para atender desde menores de edad hasta adultos mayores con equipo de última generación.

Relata las historias que conoció y que pasarán por aquí: como la de un menor de tres años que nació sin una pierna y tras colocarle una prótesis, con el tiempo y rehabilitación pudo caminar; o la de una mesera que tenía que trabajar con una muleta haciendo un gran esfuerzo, debido a que perdió una de sus piernas en un accidente, y el aditamento “le cambió la vida”.

Adelanta que este lugar llenará de alegría a sus pacientes, les va a cambiar la vida a las personas que muchas veces no tienen el acceso a una atención de calidad.

 

¿Qué se va a inaugurar?

—Cuando acompañé a Graco a la campaña, me encontré a muchas personas, mujeres, jefas de familia con niños con discapacidad y me impresionó mucho. La directora del DIF que nosotros contratamos es una doctora en rehabilitación y armamos toda una propuesta para hacer un Centro de Rehabilitación tipo Teletón, pero mejor, porque el nuestro atiende todo tipo de discapacidades.

Desde bebés hasta adultos mayores, porque el Teletón sólo atiende ciertos tipos de discapacidad y hasta cierta edad, y el nuestro es a población abierta y todo tipo de discapacidad, además una “Escuela Especial para Niños y Adolescentes con Discapacidad”, en donde también tenemos un convenio con una asociación civil que se llama Connosotros, que tiene un método de educación para niños con parálisis cerebral que se conoce como educación conducida. Los niños que utilizan este método desde pequeñitos pueden lograr ser independientes, es decir, logran levantarse de la silla de ruedas, caminar, comer e ir al baño solos, vestirse y es una técnica que se aprendió en Hungría.

¿Qué otros convenios de colaboración tiene el CREE?

—Al iniciar el proyecto hicimos un convenio de colaboración con la Universidad Tecnológica Emiliano Zapata para que pudiéramos tener la licenciatura en rehabilitación, así es que los chicos que iniciaron, cuando nosotros empezamos la administración, están por recibirse y vamos a poder tener a estos jóvenes, que son heredados de esta universidad trabajando en el CREE, pero también capacitándose y haciendo su servicio social y aprendiendo estas técnicas en un centro de rehabilitación de tercer nivel.

¿Habrá una atención integral?

—En este nuevo centro vamos a poder atender desde pequeños hasta adultos mayores y vamos a poder dar 25 mil atenciones al año. En Morelos tenemos en población con discapacidad similar al promedio nacional, es decir, 5.7%, 101 mil 240 habitantes tienen alguna discapacidad. Para atenderlos hay una Unidad Básica de Rehabilitación (UBR) en cada municipio de Morelos, así como existen en todo el país.

Al llegar me encontré que muchos presidentes municipales hicieron su campaña y como su comadre sabía dar masajes, pues que sea la que se encargue de la UBR, dijeron. Lo que hicimos fue obligarlos a que profesionalizaran la atención en las UBR, puesto que no podían contratar a una persona que no tuviera la capacidad porque se les equipó con aparatos de muy buena calidad a todas esas unidades básicas.

Le dimos a cada municipio una camioneta adaptada para que pudieran recoger a las personas que iban a terapia y no podían transportarse porque usan silla de ruedas y la gente no puede acudir en transporte público. Empezamos a equipar a los Centros de Atención Múltiple (CAM) de la SEP, que son también para niños y jóvenes con discapacidad, de los niveles de educación preescolar, primaria y secundaria, a quienes se les imparte algún oficio. En el CREE también tenemos un CAM y educación conducida, que va a ser una escuela de formación.

¿Este centro de rehabilitación traerá sonrisas y alegrías?

—Es muy emotivo. Existen casos como el de un menor de tres años que nació sin una pierna y tras colocarle una prótesis, con el tiempo y rehabilitación pudo caminar, es impresionante; o la de una muchacha que laboraba como mesera y tenía que trabajar con una muleta haciendo un gran esfuerzo, debido a que perdió una de sus piernas en un accidente, y la prótesis le cambió la vida.

Escuchas los testimonios de estas personas y son muy conmovedores y comprendes cómo un apoyo de este tipo les cambia la vida, no solamente a ellos, sino a sus familias. Tenemos también atención y diagnóstico sobre el autismo, que es un trastorno que en muchos estados no hay espacios para detectarlo y atenderlo y aquí lo vamos a tener. Cuando ves a las mamás que encuentran en estos centros todo lo que sus niños o sus familias requieren y que se da con una atención cálida y de calidad, ver los rostros de esas personas porque les cambia la vida y la perspectiva debido a que tienen un acceso a otra calidad de vida, eso es muy emocionante y te llena el corazón.

¿Les cambiará la vida?

—Los llenará de satisfacción y alegría, les va a cambiar la vida a las personas que muchas veces no tienen el acceso a una atención de calidad y es una fortuna que hayamos logrado hacer este centro en Morelos y vamos a poder tener más de 200 mil atenciones anualmente. Esto es muy importante porque en Morelos no había atención a la discapacidad y no había tampoco la concientización en las personas de atender a este grupo de población tan importante. Para mí es una satisfacción muy importante haber logrado este tipo de atención y calidad de equipos que conseguimos. Con esto se cierra el círculo.

Platiquenos de la ruta de la salud

—Tenemos tres autobuses adaptados con grúas para realizar el trayecto desde Cuernavaca por las clínicas hasta llegar a la zona de hospitales en Emiliano Zapata, donde está el nuevo CREE. Ese transporte es gratuito para las personas con discapacidad y se pueden subir con silla de ruedas. Eso lo hicimos con apoyo de la Fundación Pullman de Morelos, que los opera gratis y les da mantenimiento.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS