Se encuentra usted aquí

Prevén alto consumo en Cuaresma

08/04/2017
02:13
Astrid Rivera
-A +A

[email protected]

A la plancha, al ajillo o al vapor, los mariscos se convierten en uno de los productos más solicitados por la población durante la Semana Santa, puesto que su consumo se duplica durante la Cuaresma.

Autoridades sanitarias pidieron a la población que cuando compren estos productos verifiquen que estén en buenas condiciones para evitar daños a la salud.

Al participar en la bendición de pescados y mariscos en la Catedral Metropolitana, Jaime Oliva, verificador dictaminador de la Dirección Ejecutiva de Programas Especiales de la Cofepris, recomendó a la población que antes de adquirir estos productos marinos se cercioren de que no tengan un olor o color extraños, y que los ingieran frescos para evitar infecciones gastrointestinales.

“Los invito a que revisemos dos cosas importantes de los productos de la pesca: la frescura al momento de comprarlo, que tenga olor a mar, que no tenga olor a amoniaco; que se vea terso, que no se vea frágil, que no tenga mal olor; que en los productos preenvasados revisemos cosas como el número de lote, que la lata no esté abollada, que los sobres no estén perforados, así como la fecha de caducidad”, indicó el funcionario.

Detalló que si los productos no cuentan con especificaciones en su empaque como fecha de caducidad, el lote y el nombre de la empresa que lo fabrica, pueden representar un riesgo para la salud.

Resaltó la importancia de que todas las empresas que se dedican a la venta de productos del mar conozcan la legislación sanitaria, pero que los consumidores también estén informados al momento de comprar.

Dijo que la Cofepris realiza verificaciones a comercios que venden productos del mar, pero también a plantas procesadoras, pescaderías, ostionerías y centros de acopio, para supervisar que a lo largo de la cadena productiva se cumpla con la normativa.

Carlos Omar Vergara, visitador regional de la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca), aseguró que el abasto de productos del mar está garantizado, puesto que se comercializarán 320 mil toneladas de productos pesqueros y acuícolas, lo que representa 22 mil millones de pesos por ventas.

Señaló que entre las especies que más se comercializan en esta época están la merlusa, tilapia, camarón gigante, sardina, lisa, atún, corvina y jurel, cuyo precio oscila entre 20 y 85 pesos por kilogramo. Afirmó que hay suficiente disponibilidad de camarón, langosta, huachinango, robalo y otras especies de alto valor en el mercado, que fluctúan entre 135 y 150 pesos el kilogramo.

Destacó que el consumo por persona de pescados y mariscos entre los mexicanos aumentó tres kilos en menos de cuatro años, con lo que se logró la meta sexenal antes de lo establecido.

Vergara exhortó a la población a seguir con la compra de este alimento alto en su contenido de proteína, incluso superior a la carne roja y al pollo.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS