En México se decomisa mínima cantidad por lavado de dinero, aseguran

Jorge Alberto Lara Rivera, ex subprocurador de Asuntos Jurídicos e Internacionales de la PGR, señala que la cantidad que las autoridades pueden asegurar por esta actividad y las personas vinculadas a proceso son muy pocas
Foto: Javier Garduño
04/10/2016
22:21
Javier Garduño
-A +A

En México se pueden estar lavando entre 10 mil millones de dólares y 40 mil millones de dólares al año, de los cuales el Estado asegura una cantidad mínima, alertó Jorge Alberto Lara Rivera, ex subprocurador de Asuntos Jurídicos e Internacionales de la Procuraduría General de la República, quien citó estimaciones internacionales.

En cambio, la cantidad que las autoridades pueden asegurar por esta actividad y las personas vinculadas a proceso son muy pocas. En el último año hubo 15 condenas por este ilícito.

"En pesos mexicanos, de septiembre de 2015 a julio de 2016, solamente asegurados, que no decomisados, hay reportados 236 millones de pesos (alrededor de 12 millones de dólares)", resaltó este martes al comparar ambas cifras en la presentación del libro 'Prevención del lavado de dinero y delincuencia organizada en el sector casinos', en la Universidad Panamericana.

El dinero sucio, proveniente del lavado de dinero, es un dinero enfermo, lo que tiene que hacer el Estado es reingresarlo saneado, afirmó.

"Las dos cifras referentes de lavado de dinero en nuestro Pais, por año, nos hablan que pueden estar lavando 10 mil millones de dólares, hasta cuarenta mil millones de dólares al año", agregó Lara Rivera.

"Para que haya lavado de dinero se necesitan dos requisitos: que se hagan operaciones y que haya un delito, en México con que haya un delito, el que sea; número dos, que genere recursos, una vez que existe ese delito y esos recursos para que se configure el delito tratar debe ocultar el origen ilícito de ese dinero", explicó Jorge Luis Romo, autor del libro en conferencia en el aula NR02 ante alumnos de la licenciatura en Economía.

Todos los delitos patrimoniales o delitos de cuello blanco, como la corrupción o la evasión fiscal, arrojan cuantiosas ganancias que no pueden ser invertidas porque tienen un origen ilícito y es necesario comprobar su legalidad, entonces, para ser usadas deben recurrir a estrategias de engaño y a estas se les conocen como operaciones con recursos de procedencia ilícita y para blanquear recursos el crimen organizado está recurriendo principalmente a las siguientes actividades que se llaman vulnerables, de acuerdo con el ex subprocurador: actividad en casinos, inmobiliarias, compra-venta de metales preciosos, en cuarto lugar los servicios de abogados, y dentro de esta tipología es muy probable que haya financiamiento de recursos ilícitos hacia candidatos o hacia partidos políticos.

Es por ello que en la mayoría de los casos  lavar dinero tiene como fin usar ese dinero o invertirlo en propiedades.

Aunque los casinos son una actividad legal, regulados por la Ley de juegos y sorteos, funcionan a través de permisos que otorga la Secretaría de Gobernación, pero a nivel internacional hay recomendaciones porque este giro es el más vulnerable por dicho ilícito.

"Los que más impuestos pagan son los casineros, pero así ganan también, es una actividad lícita, aunque vulnerable para que se dé lavado de dinero", reconoció Romo.

Esta segunda edición de su obra aborda la llamada ley antilavado, que en México obliga a reportar operaciones sospechosas en el sector financiero superiores a 10 mil dólares y en alrededor de 14 tipos de operaciones comerciales, entre otros el blindaje de vehículos e inmuebles, compra de obras de arte y alhajas.

El doctor Jorge Luis Romo reconoció que México cumple en un 85% con los requerimientos internacionales en la materia, pero la legislación actual en la materia está incompleta porque le faltan materiales que regular que el crimen organizado puede aprovechar.

jram

 

Comentarios