“Si el PAN no va en bloque perderá elección de 2018”

Sería un error dar por muerto al PRI, advierte; la división ayudaría a AMLO y al tricolor, sostiene
Rafael Moreno Valle, ex gobernador de Puebla. (DEMIÁN CHÁVEZ. EL UNIVERSAL)
23/06/2017
02:02
FRANCISCO FLORES
-A +A

[email protected]

A menos de un año de que se realicen las elecciones federales de 2018, el ex gobernador de Puebla y también aspirante a la candidatura presidencial por el PAN, Rafael Moreno Valle, dice que la manera más viable para evitar que el dirigente nacional de su partido, Ricardo Anaya, se quede con la candidatura presidencial es formar un frente amplio opositor.

Entrevistado por EL UNIVERSAL Querétaro, explica que en ese frente los partidos deberán presentar propuestas de precandidatos, para que al final de manera colegiada se elija a uno de forma transparente, que cuente con el aval de todas las fuerzas.

Puntualiza que si el PAN no va con el bloque, se corre el riesgo de que no gane la elección federal del próximo año, o lo haga con una diferencia mínima, lo que abriría un panorama de ingobernabilidad parecido a lo que se vivió en 2006, cuando Andrés Manuel López Obrador, lo que provocó que al final no reconociera el resultado electoral.

Dice que es un gran error dar por muerto al PRI, a pesar de que la mayoría de las encuestas los ubican en tercer lugar de las preferencias.

Advierte que si Acción Nacional no sale fortalecido y unido de su proceso interno los principales beneficiados serán López Obrador y el PRI.

Dice estar completamente de acuerdo en que se hayan iniciado procesos contra ex gobernadores.

¿Por qué quiere ser Presidente de la República?

—El servicio público te permite incidir en tu entorno, ya sea para bien o para mal, y a mí me hace feliz ayudar a los demás. Por eso entré a la política. En 1999 tuve mi primer cargo como secretario de Finanzas de Puebla y después como diputado local, presidente de la gran comisión del Congreso estatal; diputado federal y presidente del Comité de Administración de la Cámara; senador y gobernador de Puebla, es decir, tengo una gran trayectoria y experiencia en el sector público y privado. México requiere un cambio y la experiencia probada es muy importante.

¿Entrará a la carrera por la candidatura presidencial?

—Sí, por supuesto. Aunque también soy un convencido de que para lograr el cambio que requiere México se necesita gobernabilidad y en ese contexto el PAN propuso desde hace muchos años la segunda vuelta electoral; es un camino para la gobernabilidad y formar administraciones de coalición.

Se debe conformar un frente amplio para sumar a distintas fuerzas en torno a un proyecto para México, ese es el planteamiento y por lo tanto debemos entender que bajo esa lógica, primero está el proyecto, antes que una aspiración personal. Eso no quiere decir que yo de alguna manera estaría declinando a mi legítima aspiración, sino simplemente hablo de los tiempos y la construcción del proyecto de cambio que México necesita, en donde primero se debe formar un frente amplio, en el que el PAN debe participar para formarse una coalición de partidos, quienes a su vez deben construir las reglas para elegir al candidato a la Presidencia de la República.

Estoy convencido de que el PAN debe salir unido de su proceso interno y fuerte para competir.

Se habla de que Ricardo Anaya podría agandallarse la candidatura. ¿Ve esa posibilidad?

—Asumiendo que no hubiera frente amplio de partidos, se tendría que ir a un método ordinario de elección interna y creo que sería prácticamente imposible que el PAN solo pudiese lograr el cambio que se necesita.

Le apuesto mucho a la construcción de un frente opositor, que deberá construir sus reglas de juego para elegir candidato. Dudo mucho que este frente vaya a operar únicamente con las reglas del PAN o del PRD, o de algún otro partido político.

¿El PAN no gana solo?

—Yo lo vería muy complicado, pero en caso de que ganara lo haría con margen muy estrecho y, en este sentido, sin gobernabilidad y sin mayoría en el Congreso.

¿Considera que se repetiría el escenario de 2006?

—Yo creo que sí, en el mejor escenario. Pero se tendrían posibilidades amplias de que no logrará la victoria [el PAN].

¿Entonces Anaya no se podría ir por la libre y quedarse con la candidatura presidencial?

—Espero que se dé este frente amplio opositor y se tome una decisión colegiada en la elección del candidato. Seré respetuoso de que se dé un escenario distinto.

¿Se ve fuera de Acción Nacional si no fuera candidato?

—No, de ninguna manera. Primero debemos pensar en México y que si nosotros nos dividimos fortalecemos a nuestros adversarios. Yo creo que el enemigo no está en casa, sino que está en otras fuerzas políticas.

¿Una división en el PAN fortalecería a López Obrador?

—Sí, y también al PRI. Hay muchos que de pronto dan por muerto al priísmo y yo les recordaría que el Estado de México no lo ganó López Obrador con Morena, sino que lo obtuvo el tricolor a través de una alianza, pero lo ganó, con Nueva Alianza, Encuentro Social y el Partido Verde, entonces no podemos eliminar adversarios en política porque todos juegan y cualquier cosa puede pasar.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS