PRD exige revisar delitos de violencia familiar

Plantea fortalecer las estrategias para erradicar la hostilidad
La senadora Lisbeth Hernández Licona informó que según el Inegi e Inmujeres, 42.4% de las mujeres mayores de 15 años han sido objeto de agresiones (ARCHIVO EL UNIVERSAL)
02/08/2015
02:00
Juan Arvizu Arrioja
-A +A

[email protected]

Revisar los delitos de violencia familiar en los códigos penales plantea el Congreso, a la vez que llama al Ejecutivo federal y a los gobiernos de las entidades a impulsar y fortalecer las acciones y estrategias para prevenir y erradicar la hostilidad hacia la mujer en casa.

La presidenta la Comisión de la Familia y Desarrollo Humano del Senado, Lisbeth Hernández Licona (PRD), al proponer ese pronunciamiento de la Comisión Permanente del Congreso, recordó que las crisis económicas generan violencia en la pareja, dado que las relaciones se complican con la pérdida del empleo y por la disminución del poder adquisitivo de las familias.

“El estrés por la falta de recursos económicos, el abuso del alcohol y la drogadicción, asociados comúnmente con la pobreza, pudieran estar también relacionados con la violencia en la población joven y adulta de México”, expuso la legisladora.

Las agresiones en familia luego se reproducen en la sociedad que resiente en la actualidad un fenómeno de violencia e inseguridad pública, señaló la senadora Hernández Licona, al remarcar el valor de prevenir y erradicar el maltrato que reciben las mujeres.

Con base en la encuesta de 2011 del Inegi y de Inmujeres sobre las relaciones familiares, la legisladora Hernández Licona reportó que 42.4% de las mujeres mayores de 15 años han sido objeto de agresiones emocionales.

Mujeres que han sido víctimas de violencia física en la familia, con daño permanente o temporal, la encuesta señala un promedio de 13.5%, si bien para el caso del Estado de México aumenta a 15%, y el registro más bajo lo tiene Sinaloa, con 9.7%.

La encuesta arrojó que 24.5% de las mujeres que respondieron el cuestionario reportaron haber sufrido en casa agresiones para el control de sus ingresos, el manejo monetario y por la forma en que gastan los recursos.

El pleno de la Comisión Permanente aprobó la propuesta de Hernández Licona, luego de que fue dictaminada en la Segunda Comisión del órgano del Congreso, porque busca coadyuvar a prevenir y erradicar “un fenómeno social que surge en la familia, donde se desarrolla el abuso del poder del más fuerte contra el débil”.

La violencia familiar se presenta en agresiones físicas, amenazas verbales, el abandono que pone en riesgo la salud y la integridad de las víctimas, agresión psicológica y ataques sexuales, entre otros.

La Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia define esas prácticas ilegales como el acto abusivo de poder u omisión intencional, dirigido a dominar, a someter, controlar o agredir de manera física, verbal, psicológica, patrimonial, económica y sexual a las mujeres, dentro o fuera del domicilio familiar.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS