Toma de rehén en Melbourne deja 1 muerto y 3 heridos

El Estado Islámico reivindica el ataque; policía australiana investiga el hecho
Elementos de la policía forense de Australia sostienen una bolsa con evidencia de la toma de rehén, en la cual se lee: “Libro de tapa dura con escritura árabe”. El incidente se registró ayer en Melbourne (JULIAN SMITH. REUTERS)
06/06/2017
03:47
Agencias
Sídney.
-A +A

La policía australiana está tratando como un “ataque terrorista” un incidente ocurrido ayer en un departamento de un suburbio de la ciudad de Melbourne, donde un hombre fue asesinado, una mujer fue tomada como rehén y tres policías resultaron heridos. El grupo yihadista Estado Islámico reivindicó el ataque.

El secuestrador, un ciudadano australiano de 29 años nacido en Somalia, fue abatido por la policía. “Creemos que esta persona estaba ahí con este tipo de intenciones, aunque no sabemos en este punto si era algo planificado”, dijo el comisionado de policía, Graham Ashton.

El incidente estaba siendo tratado como un “ataque terrorista”, dijo, aunque no se cree que formara parte de un plan más amplio.

“Todavía no hay nada que indique que recibió un mensaje desde el extranjero, pero todavía es pronto. Tenemos material incautado. Lo vamos a revisar y trabajar”, agregó.

El grupo yihadista Estado Islámico reivindicó su responsabilidad en la toma de rehén a través de su organismo de propaganda, la agencia Amaq. “El autor del ataque de Melbourne en Australia es un soldado de Estado Islámico y llevó a cabo el ataque en respuesta a los llamados a tener como objetivos a ciudadanos de la coalición” que lucha contra la organización.

La policía respondió a un llamado desde un complejo de departamentos en el suburbio de Brighton, en Melbourne, donde alertaron que se escuchaban explosiones en un edificio. Al llegar encontraron en la entrada del edificio el cuerpo de un hombre, quien se cree era empleado del lugar y fue identificado como un australiano de origen chino, aunque no de dio a conocer su nombre.

El sospechoso, de origen somalí, se había apostado con su rehén, una prostituta contratada a través de una agencia. El hombre la forzó a llamar al canal de noticias Channel Seven de Melbourne durante el enfrentamiento con la policía. “Esto es por EI. Esto es por Al Qaeda”, dijo. La policía intentó negociar y luego irrumpió en el edificio para abatir al atacante. La mujer escapó y tres policías resultaron heridos, de acuerdo con el reporte no tienen lesiones que comprometan su vida.

 

 

Los testigos indicaron que la situación fue aterradora y que se escucharon muchos disparos. “Me dijeron que había habido una explosión cerca de las 16:00 (hora local). Me quedé ahí un rato y escuché disparos, cerca de 10 tiros, y nos dijeron que era una toma de rehenes”, contó a la cadena ABC Will Reid.

“Fue aterrador, uno no esperaría nunca que esto pase en Brighton”, destacó el testigo.

La policía informó que el atacante había sido investigado por agencias de seguridad. Incluso había comparecido ante una corte por un plan para atacar una instalación del Ejército en Sidney en 2009, pero fue liberado. Estaba en libertad condicional desde noviembre, tras pasar un tiempo en prisión por invasión a la propiedad privada en 2012.

Ayer, durante una reunión en Australia con el jefe del Pentágono, Jim Mattis, el secretario de Estado de EU, Rex Tillerson, y sus homólogas australianas, Marise Payne y Julie Bishop, advirtieron sobre la amenaza que supone el retorno de yihadistas que hayan combatido en el extranjero.

Las autoridades australianas afirman haber impedido 12 ataques en su territorio desde septiembre de 2014, en operativos en los que hay 61 inculpados. Sin embargo, el país ha sido golpeado por cuatro ataques, incluyendo el asesinato de un policía en Sídney en 2015

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS