México nunca rompió relaciones con España: embajador Echeverría

Cuauhtémoc Cárdenas sostuvo durante presentación de un libro que el gobierno de su padre mantuvo relaciones con el gobierno republicano español que se formó en el exilio y fue, aunque riesgosa, la política exterior más solidaria que ha tenido México
06/06/2017
21:55
Alejandra Canchola
-A +A

[email protected]

“Con España todo, con Franco nada”, era la frase con la que el presidente Adolfo López Mateos respondía a la prensa cada vez que se le cuestionaba sobre la reanudación de las relaciones diplomáticas de México con España.

Lo cierto es que México nunca rompió relaciones con España, por el contrario, durante el mandato de Francisco Franco México fue el hogar de los republicanos que construirían el nuevo gobierno español a la muerte del dictador, según lo señaló el ex embajador de México en España, Rodolfo Echeverría.

Durante la presentación del libro “El tlatoani de Caparroso. José López-Portillo, México y España”, del historiador Carlos Sola Ayape, Echeverría subrayó las acciones de protección y amparo que el gobierno de Lázaro Cárdenas tuvo para con los exiliados por la guerra civil española.

“Precisamente mañana se cumplen 80 años de cuando, un 7 de junio, la primera dama Amalia Solórzano recibió a los niños españoles huérfanos a quienes el gobierno mexicano brindó la oportunidad de tener un destino mejor”, recordó el ex embajador.

Por su parte, Cuauhtémoc Cárdenas, también invitado a la presentación, sostuvo que el gobierno de su padre mantuvo relaciones con el gobierno republicano español que se formó en el exilio y fue, aunque riesgosa, la política exterior más solidaria que ha tenido México.

En el libro de Sola Ayape se relata la relación que entrañó el ex presidente José López-Portillo con Caparroso, un pequeño poblado en la provincia de Navarra, de donde salió en el siglo XVI don Alonso López del Portillo, un antepasado directo del presidente, con el sueño de ganar fortuna en las tierras de la Nueva España.

López-Portillo fue el primer miembro de su familia en regresar a Caparroso 400 años después, en 1962. Esa visita significó para el ex presidente la razón más íntima para reestablecer formalmente las relaciones. de su patria mexicana con el país de sus abuelos, y la restitución de la república española la oportunidad para hacerlo realidad.

“López-Portillo ayudó a remendar las relaciones de España con todo el mundo”, señaló el autor del libro al finalizar el evento.

La presentación estuvo a cargo de José Tovar López-Portillo, nieto del presidente y quien apuntó que el amor por el pueblo de Caparroso ha sido transmitido en su familia de generación tras generación. El evento fue realizado en la Universidad del Claustro de Sor Juana en el marco de los 40 años de la normalización de las relaciones diplomáticas entre México y España.

ml

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS