Se encuentra usted aquí

Casa Blanca apoya sanciones a Rusia

Sin embargo, Trump no está seguro de injerencia, dice nuevo director de Comunicación
El nuevo director de Comunicación de la Casa Blanca, Anthony Scaramucci, dijo en entrevista a CNN que el presidente Trump “no está pensando en perdonar a nadie” por la supuesta injerencia rusa en las elecciones presidenciales (MICHAEL REYNOLDS. EFE)
24/07/2017
01:42
Agencias
Washington.
-A +A

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, apoya un proyecto de ley anunciado por las dos cámaras del Congreso para aumentar las sanciones a Rusia por su supuesta injerencia en las elecciones presidenciales, dijo ayer la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders. Sin embargo, el director de Comunicación, Anthony Scaramucci, informó que el magnate no está seguro de que Moscú haya intervenido y tampoco está considerando indultar a sus asesores ni a familiares por el caso Rusiagate.

Huckabee Sanders afirmó en entrevista con la cadena de televisión ABC: “Apoyamos el proyecto de ley tal y como está ahora”, a pesar de que la Casa Blanca se había opuesto a una versión anterior del proyecto, porque limitaba la capacidad de Trump de levantar las sanciones a Rusia.

El nuevo proyecto de ley, que incluye también otras sanciones a Irán y Corea del Norte, mantiene ese límite: si Trump quisiera suspender las restricciones o hacer cambios “significativos” en la política hacia Rusia, debería informar al Congreso y éste tendría 30 días para decidir si se lo permite.

No obstante, Sanders aseguró que el gobierno de Trump “apoya ser duros con Rusia, y en particular imponer estas sanciones (...) La legislación original estaba mal concebida, pero hemos podido trabajar con la Cámara de Representantes y el Senado, y la administración está satisfecha de haber podido hacer eso”. El nuevo texto será votado el martes en la Cámara Baja y poco después en el Senado.

Pese a lo anterior, Scaramucci, el nuevo director de comunicación de la Casa Blanca, dijo ayer en entrevista con CNN que el presidente aún no está convencido de la injerencia de Rusia y le preocupa que la investigación sea un intento de “deslegitimar” su victoria electoral.

“[Trump] me llamó ayer desde el avión presidencial y me dijo: ‘Quizá lo hicieron, quizá no lo hicieron’”, dijo.

Destacó que “el presidente no está pensando en perdonar a nadie” por este caso, en referencia a un tuit del mandatario en el que indicó que tiene poder “absoluto” para indultar a su familia, asesores y a él mismo.

No obstante, Scaramucci reconoció que habló con Trump del tema: “Él lo sacó a relucir, pero dijo que él mismo no necesitará un perdón por temas relacionados con Rusia”.

En cambio, uno de los abogados personales de Trump, Jay Sekulow, aseguró ayer: “No hemos conversado sobre perdones [presidenciales] y los perdones no están sobre la mesa”.

Como parte de las indagatorias sobre el Rusiagate, Jared Kushner, yerno y asesor de Trump, comparecerá hoy ante la Comisión de Inteligencia del Senado y mañana ante la Cámara de Representantes, donde será interrogado sobre sus contactos con los rusos durante la campaña.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS