Sufren los migrantes reveses judiciales en EU

Cámara Baja avala proyectos sobre “ciudades santuario” y deportaciones; entra en vigor parcialmente veto que afecta a seis países musulmanes
John Wider porta un letrero de bienvenida a los refugiados, ayer, en el aeropuerto de Los Ángeles, al entrar en vigor parcialmente el veto migratorio (AFP)
30/06/2017
03:45
Agencias
Washington.
-A +A

Con advertencias sobre amenazas a la seguridad pública y a la seguridad nacional, la Cámara de Representantes aprobó ayer dos iniciativas de ley contra la inmigración ilegal, una prioridad del presidente Donald Trump.

Uno de los proyectos de ley privaría de fondos federales a las autoproclamadas “ciudades santuario” que protegen a sus residentes de las autoridades federales de inmigración, mientras que el otro endurece los castigos para las personas que reingresen ilegalmente a Estados Unidos.

La medida contra las “ciudades santuario” fue aprobada por 228-195. El proyecto prohíbe que estados y localidades que se nieguen a cooperar con las autoridades de inmigración reciban ciertas subvenciones de los departamentos de Justicia y de Seguridad Nacional.

La segunda iniciativa, llamada “Ley de Kate”, fue aprobada por 257-167 e impone condenas más duras a los deportados que regresan a EU. Lleva el nombre de Kathryn Steinle, de 32 años, muerta a tiros en 2015 en San Francisco por un hombre que se encontraba sin autorización en Estados Unidos. Juan Francisco López Sánchez, quien se declaró inocente del crimen, había sido dejado en libertad por el departamento de policía meses antes a pesar de una solicitud de funcionarios de inmigración para que lo retuvieran bajo custodia.

Las iniciativas pasan ahora al Senado. Trump elogió la aprobación de las iniciativas y exhortó a los senadores a “salvar vidas de estadounidenses”.

Además, agencias gubernamentales de EU comenzaron a implementar parcialmente el veto migratorio a refugiados y ciudadanos provenientes de seis países de mayoría musulmana, informaron autoridades. A partir de las 20:00 horas locales de Washington la orden entró en vigor en los consulados de EU en todo el mundo, dijo una fuente del Departamento de Estado.

La medida se pone en práctica tras un fallo de la Corte Suprema que permitió parcialmente la aplicación de la orden ejecutiva firmada por Trump en marzo, hasta que el tribunal resuelva el caso formalmente en octubre. El máximo tribunal autorizó al gobierno a ejercer la prohibición por 90 días de emitir nuevas visas a ciudadanos de Irán, Libia, Somalia, Sudán, Siria y Yemen que “no tengan ningún tipo de relación con EU”. Las nuevas solicitudes de refugiados de todos los países serán suspendidas por 120 días.

Por otra parte, fiscales generales republicanos de 19 estados —incluyendo Texas, Louisiana, Alabama, Nebraska y Kansas— reclamaron a las autoridades federales anular el programa DACA que protege de la deportación a unos 600 mil migrantes llegados ilegalmente a EU con sus padres. De lo contrario, amenazaron con presentar una demanda leal en un tribunal federal en Texas.

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS