Máximo líder del EI podría estar escondido en Mosul

De acuerdo con una agencia rusa, un grupo de terroristas se movieron repentinamente hace 10 días de Siria a la ciudad iraquí Tal Afar, situada en camino a Mosul; el número dos del grupo extremista murió ayer en un ataque aéreo iraquí
Foto: Archivo/ Reuters
02/04/2017
15:39
Notimex
Moscú
-A +A

El máximo líder del Estado Islámico (EI), Abu Bakr al-Bagdadi, podría estar escondido en la norteña ciudad iraquí de Mosul, cercada por las tropas gubernamentales, informó hoy un vocero militar, un día después de que el número dos del grupo extremista murió en un ataque aéreo iraquí.

 

Un grupo de terroristas en 40 camionetas y apoyados por varios blindados, se movieron repentinamente hace 10 días de Siria hacia la ciudad iraquí de Tal Afar, situada de camino a Mosul, según reportó la agencia rusa de noticias Sputnik, que cita a un portavoz de las Fuerzas Armadas de Irak.

 

El convoy intentó interrumpir el bloqueo de los yihadistas cercados en Tal Afar para luego romper el cerco en Mosul, explicó el vocero.

“Según nuestros analistas, estos intentos podrían evidenciar el deseo de retirar de Mosul a los radicales restantes o evacuar a su líder, Abu Bakr al-Bagdadi, no descartamos que pueda estar aquí”, agregó.

 

Asimismo, no descartó que Al Bagdadi podría haber resultado herido en marzo pasado, en uno de los ataques aéreos de la coalición internacional liderada por Estados Unidos en la frontera entre Siria e Irak.

 

Durante los combates por el control de Mosul, el último feudo del EI en Irak, las tropas iraquíes han logrado abatir a varios líderes o comandantes del grupo yihadista, incluso el viernes pasado el número dos de la organización terrorista, Abu Anas al-Shishani, murió durante un ataque aéreo iraquí en el oeste de ese país.

 

La inteligencia militar iraquí confirmó la víspera que al-Shishani, identificado como Ayad Hamed al Yamili, era el “ministro de Guerra” y que fue alcanzado por el bombardeo junto con otros dos altos mandos yihadistas en la ciudad de Al Qaem, fronteriza con Siria, en el oeste de la provincia de Al Anbar.

El Ejército iraquí, con el apoyo de los kurdos, las milicias chiitas y la coalición internacional dirigida por Estados Unidos, comenzó el pasado 17 de octubre una gran ofensiva para recuperar Mosul, más de dos años después de haber caído en manos del grupo yihadista.

Mosul, la segunda ciudad de Irak y el último feudo urbano del EI, cayó en manos de los yihadistas en junio de 2014, cuando fuerzas del gobierno iraquí abandonaron sus armas y huyeron, lo que permitió a los extremistas apoderarse del norte y oeste de ese país.

 

cfe

Mantente al día con el boletín de El Universal

 

COMENTARIOS